Cuida tu pecho

Si quieres presumir de un escote 10 después de dar a luz, no esperes al parto para cuidar tu pecho.

Jewellery, Facial expression, Eyelash, Fashion accessory, Beauty, Electric blue, Long hair, Street fashion, Necklace, Feathered hair,
1 de 5
Cambio en el embarazo

El pecho es una de las zonas más delicadas y de las que más sufre el aumento de volumen y los cambios hormonales del embarazo. Si no quieres que tu escote pierda ni un ápice de su atractivo, tienes que empezar a cuidarlo desde que conoces la feliz noticia, pero no te olvides de continuar con los cuidados una vez que tengas al ‘peque’ en brazos. Existen numerosas cremas específicas para la zona que serán tus aliadas durante todo el período de gestación, pero no puedes olvidarte de utilizar un buen sujetador. La estética se pone de nuestro lado a la hora de recuperar la elasticidad y el volumen del pecho, así que si ves que tus cuidados no han sido tan productivos como esperabas, no dudes en buscar un tratamiento adecuado a tus necesidades. Pilar Rubio, embarazada de cinco meses, siempre ha presumido de escote y seguro que con buenos cuidados lo volverá a lucir cuando dé a luz.

 

2 de 5
Un buen sujetador

Es imprescindible tanto si estás embarazada como si ya has dado a luz. Durante el embarazo se produce un aumento notable del pecho y es recomendable el uso de sujetadores con tirantes anchos para que el tejido no te moleste en la espalda. Además, en esta época los pezones suelen estar más sensibles y la temperatura del cuerpo aumenta, por lo que el material más recomendado es el algodón, que transpira mejor y es muy suave.

 

3 de 5
Adiós, estrías

Las estrías se producen por las roturas de las fibras elásticas de la piel, y el 90% de las embarazadas las sufren. Tanto en el pecho como en el resto del cuerpo, lo más importante es hidratar la piel al menos dos veces al día: hay que beber mucha agua y utilizar una buena crema antriestrías durante la gestación, pero también después del parto.

 

4 de 5
Tratamientos

Para mejorar el volumen, la forma y la proyección del pezón se utilizan materiales de relleno inyectables como el ácido hialurónico, que permanece de 12 a 18 meses y que puedes encontrar en el Instituto Tapia por 450-600 euros. Si la zona del pezón se ve afectada después de dar a luz, puedes recurrir al relleno del pezón con grasa. Con este tratamiento se utiliza la propia grasa de la paciente como material de relleno. Su precio oscila entre los 700 y los 800 euros.

 

5 de 5
Sara Carbonero

Tener una prótesis mamaria, como es el caso de Sara Carbonero, no suele traer complicaciones, aunque se incrementa el riesgo de padecer mastitis, lo que podría originar una contractura capsular alrededor de la prótesis. Más que durante el embarazo, la mastitis se da con la lactancia, y en casos extremos puede obligar a retirar la prótesis.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Más de Estilo