Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Sol y acné ¿amigos o enemigos?

La coach de belleza Cuca Miquel nos ayuda cada semana a estar más guapa.

1 de 5
Más granos con el sol

El sol puede mejorar el acné, pero también puede empeorarlo o provacar la aparición de granos.

De hecho, hay un tipo de acné que se conoce como "acné de Mallorca" y que debe su nombre a que se detecó por primera vez en unos ciudadanos escandinavos que estuvieron de vacaciones en Mallorca.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 5
La razón de la mejoría

La principal razón por la que el sol mejora muchos casos de acné es por su acción bactericida y su efecto inmunosupresor.

Esto hace que las lesiones inflamatorias también pueden reducirse, pero no olvides que también pueden agravarse. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 5
Causas del empeoramiento

Como causas de ese empeoramiento hay que destacar:

- El uso de protectores solares que aunque se vendan como oil free, no lo son, y eso hace que se tapone el poro. Compra protectores solares minerales con activos como el dióxido de titanio o de zinc. 

- El engrosamiento de la capa córnea de la piel para protegerla de la radiación solar, que puede obstruir la glándula sebácea.

Recomiendo el uso de exfoliantes frutales suaves. Nunca exfoliante de scrub. 

En cuanto al acné Mallorquín,  es más complicado. Los granos aparecen en el tórax, escote y rostro por ser zonas más expuestas. Debes limpiar e hidratar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 5
Prevención

Para evitar quete salgan granitos cuando tomas el sol debes limpiar tu rostro y escote con desmaquillantes suaves y aplicar tónico con ácidos.

Por la mañana usa un serum con vitamina C e hidrata en profundidad.

Respecto al cuerpo también debes usar algún exfoliante en forma de espuma.

Aplícatelo en la ducha después de la exposición solar, elige uno que contenga vitamina C o activos antioxidantes e hidrátate bien después de secarte.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 5
Ayuda extra

Además debes:

- Toma una pastilla de betacaroteno al día, empieza en marzo o abril y termina el 30 de septiembre.

- Hidrátate por dentro tomando más de fruta y bebiendo agua.

- No te expongas al sol sin protección y repite su aplicación cada dos horas.

Tomar el sol es muy bueno pero debes tener conciencia de que no todo vale: protege bien tu piel y tómalo con protección siempre.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Estilo