Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Eugenia: La sonrisa de una novia

Eugenia llega a los 40 bella, espléndida y rebosando satisfación. ¿Cuál es la causa de tanta felicidad?

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Está claro que Eugenia se ha propuesto llegar a la cuarentena más guapa que nunca. Los cumple el próximo día 26 y, aunque todos sabemos que algún retoque se ha hecho (nariz y nalgas incluidas), hay que reconocer que está mejor que nunca.

Ella no quiere hablar, pero ese brillo en la mirada, esa sonrisa… Tras los rumores de boda extendidos a partir de una declaración de su amigo, el periodista Antonio Rossi, ella no suelta prenda, pero a ninguna se nos escapa que a Eugenia –como a todas– se le ha puesto esa carita de novia emocionada que fantasea con un traje de princesa.

Siempre rompe a los dos años
Con boda o sin ella, la duquesa de Montoro ejerce de novia de Gonzalo Miró hace ya tres años y medio, aunque con una sonada interrupción (y una no menos interesante y apasionada reconciliación). Es mucho tiempo como para no plantearse un paso más en la relación: bien por el camino del matrimonio (civil, porque no tiene la nulidad), bien por el de convertirse en pareja de hecho: o sea, irse a vivir juntos, ya que ni su chico ni ella están afectados por algo tan ‘vulgar’ como la crisis.

Para analizar el comportamiento emocional de Eugenia, debemos recordar su historia de amor con Fran Rivera.

La hija de la duquesa de Alba empezó a salir con el popular diestro en junio de 1993. Dos años después, rompió la relación. Con Gonzalo Miró empezó a salir en junio de 2005. A los dos años, la pareja también se separó.

Cuando Eugenia reanudó su compromiso con Fran, tardó un año y nueve meses en darle el ‘sí, quiero’. Si Eugenia volvió con Gonzalo en noviembre de 2007, y si repite el mismo patrón de comportamiento, se casaría con el presentador antes del verano, y en estos momentos ya estaría inmersa en los preparativos de su segundo enlace.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

¿Formarán una familia?
Tres años y medio después de ligarse a Gonzalo, la situación debe evolucionar o corre el riesgo de deteriorarse. Si al principio de la relación, Eugenia no parecía confiar en su amado (las discusiones fueron sonadas), en esta segunda oportunidad acuden juntos a saraos y veranean con la niña como si fueran… ¿una familia?

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad