El reencuentro más esperado para María Jesús Ruiz

La ex superviviente se ha reencontrado, por fin, con sus dos hijas, y lo ha hecho con lágrimas en los ojos.

Si hay algo que ha echado de menos María Jesús Ruiz en su aventura en 'Supervivientes', además de la comida, esas fueron sus hijas. La concursante no dejó de hablar de las pequeñas y confesar lo mucho que quería abrazarlas, y por fin ha podido hacerlo. Después de abandonar el concurso de Telecinco, María Jesús pisaba el plató de 'Supervivientes' completamente emocionada por reencontrarse con su chico, Julio Ruz, y sus padres, que allí le esperaban. Pero lo cierto es que su bienvenida tuvo un sabor agridulce después de enterarse de todo lo que había pasado con Julio, aunque de momento parece que ha hecho 'oídos sordos' y está en un momento espléndido, al menos de cara a las cámaras. Un momento que ha mejorado, y mucho, después de reencontrarse con sus pequeñas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Gtres

La ex miss España ha vuelto a su casa de Andújar y allí pudo abrazar, emocionada, a sus pequeñas. A la primera que ha recibido es a la pequeña de diez meses que tiene junto a Julio Ruz, quien se ha lanzado a sus brazos a abrazar a mamá, que la ha achuchado con lágrimas en los ojos.

Después era Gil Silgado quien llevaba a la mayor de la casa para que se encontrase con su madre.

Gtres

El empresario, tras llamar al telefonillo, se despedía de la pequeña Alba. En el portal la esperaba su madre, haciéndole señas para que entrase, así que entre ella y Gil Silgado, no hubo ningún tipo de contacto.

Gtres

La ex Miss ha salido a dar un paseo con las niñas y ha compartido con ellas el día tras haber pasado 90 días separada de ellas, y si María Jesús estaba contenta, más lo estaban las peques.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad