Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Oriana Marzoli explica, harta de llorar, el motivo de su ruptura con Pablo: "Ha sido de chiste"

La colaboradora estalla y cuenta, al fin, por qué ya no está con el que ya es su ex, Pablo; cómo lo está superando y lo que, aún así, le agradece por estos meses juntos... aunque tampoco ha dudado en confesarse: "me sentí súper humillada, súper arrastrada, súper tonta".

Oriana Marzoli en bikini
InstagramOriana Marzoli

Oriana Marzoli se ha hartado de llorar, y ha sido ahora cuando ha decidido, por fin, contar qué pasó con su ya ex novio, Pablo. La colaboradora televisiva e influencer ha decidido colgar un vídeo en su canal de MTMad, 'Algo pasa con Oriana', donde cuenta qué fue lo que pasó exactamente después de que se haya rumoreado mucho sobre infidelidades o peleas, a pesar de que todo parecía idílico entre ellos: hablaron incluso de irse a vivir juntos a California y tener hijos... pero el amor se acabó en apenas unos meses (y, además, de un día para otro).

Publicidad - Sigue leyendo debajo

"Quería grabar un vídeo como medio gracioso, pero luego dije “¿para qué?”, si luego vais a pensar que soy bipolar, y para bipolares otros, que un día se levantan queriendo a alguien y al día siguiente ¡no te quieren!", explica en el vídeo, lanzándole una pullita a Pablo y dando la primera razón de la ruptura.

Mediaset

"Esto ha sido un poco de chiste, por la inestabilidad, por la incertidumbre de ¿por qué? ¿Por qué un sábado me gritas en una discoteca '¡Te amo!' '¡Eres la mujer de mi vida!', y al día siguiente '¡Ya no!'", recuerda, y es que parece que el amor entre ellos llegó a su fin de la noche a la mañana...

"Me he dado un tiempo prudencial... pero ya está bien, ¿no? Si tampoco ha durado mucho como para hacer tanto drama, pero es que yo, como mujer pibón que soy, me cuesta asumir que me dejan. Pero es un poco por amor propio: me toca las narices que me dejen. Me da rabia hacer el pringado de esa manera(pero) lo he hecho en toda regla", explica, claramente dolida, por lo que ha dado consejos para superar una ruptura: lo primero, "mantener la mente ocupada", y lo segundo, "tirar todo. No existe en tu vida. Ni las cartas, ni las dedicatorias, ni los poemas... Las palabras se las lleva el viento. Me importan tres mierdas las palabras. Ya he llorado una semana. Demasiado", sentencia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Mediaset

Los motivos de la ruptura, sin embargo, no acaban ahí, y parece que la personalidad de Oriana no terminaba de cuadrarle a Pablo: "Para los que me preguntan: yo no he hecho nada malo. No he sido infiel. He respetado a muerte. He dado todo de mí. He sido Ori... que no Oriana Marzoli. Ori es la niña que no se ve en televisión. He cometido errores, no soy perfecta... pero no como para dejar una relación. Si tengo un mal día, como persona normal que soy, no voy a sonreír, porque eso requiere mover los músculos de la cara y la tensión que tengo en la mandíbula se me va a la cabeza... y no puedo más. Aún así, yo hacía un esfuerzo sobrenatural porque quería estar con mi pareja. Ese tipo de detalles son los que han ido “matando la relación”. A lo mejor hay gente que es más profunda. Para mí es una gilipollez", señala haciendo referencia a las palabras que, probablemente, le haya dicho Pablo a la hora de cortar.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Mediaset

Además, Oriana ha desvelado que fue ella la que fue detrás de Pablo cuando él cortó la relación... y no pudo salir peor, pero ha sacado algo positivo de ello: "En el momento en el que quise volver con mi ex pareja y fui a llorarle y a suplicarle... me sentí súper humillada, súper arrastrada, súper tonta... Un amigo suyo me decía que no me sintiera así, que había sido una persona valiente […], y ahora digo 'qué bien qué hice eso', porque no me voy a quedar con esa duda existencial de 'qué hubiera pasado'. Esa persona no era para mí. Yo me merezco algo mucho mejor", señala.

Mediaset
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Además, incluso tiene algo que agradecerle a Pablo: "Lo positivo que le saco es que me ha acercado un poco a mi padre, sobre todo en el tema de rock, porque siempre me ha gustado, pero no sabía que tanto como me gusta ahora, así que gracias, tío".

Parece que a todo lo malo se le puede sacar algo bueno, y eso es con lo que Oriana ha decidido quedarse, así que ahora le toca lamerse las heridas ¡y a conquistar al amor de su vida!

Mediaset
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad