Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Salvador se 'Sobral' en El Hormiguero: "La coca me ayuda mucho"

El cantante portugués repartió estopa en el programa de Pablo Motos y dejó frases para el recuerdo que muchos no se atreverían ni a pronunciar...

Salvador Sobral en 'El Hormiguero'
El Hormiguero

La visita de Salvador Sobral a 'El Hormiguero' hizo sudar a Pablo motos. Y muhcho. El cantante portugués no tuvo reparto en repartir titulares a diestro y siniestro... ¡y vaya si los repartió! Salvador no se cortó un pelo nada más, incluso, empezar el programa, cuando Pablo Motos le llamó "señor"... y él se hizo el ofendido, pero con una respuesta de lo más contundente: "¿Este señor? Pero qué forma... Lo mismo que pensé yo cuando llegue aquí: '¿qué hace este señor?'. Yo que pensaba que me entrevistaban unas hormigas", soltó, mordaz.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Sin embargo, el summum de la noche llegó cuando Pablo quiso saber de dónde sacaba la energía recién operado del corazón tras pasar por un trasplante: "Pues, la coca me ayuda mucho. ¡Ay! ¡Perdón! Esto es un programa para la familia". Pim, pam, pum. Bocadillo de atún. ¿Cómo te quedas con el comentario en una televisión nacional en un programa para todos los públicos de 'prime time'?

El Hormiguero

A pesar de ser en tono de broma, quizá a otro invitado no se lo hubieran permitido, pero él repartió a diestro y siniestro, y tuvo para Eurovisión, políticos, famosos y hasta Belén Esteban: "La fama la veo como una consecuencia del arte. No todos los artistas tienen fama. No lo veo como un objetivo. La gente a veces confunde eso con ser famoso por ser famoso. En España pasa eso con la gente de 'Sálvame'. Algunas son famosas por ser mujeres de toreros".

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Sin embargo, para la que más tuvo fue para su sucesora en Eurovisión, Netta, polémica ganadora por haber pertenecido al ejército de Israel, país en guerra con Palestina: "teníamos cuatro guardaespaldas que te seguían a todas partes. No sé qué piensan ellos, que los terroristas quieren matar al ganador de Eurovisión. Que no, que no, no saben siquiera lo que es. Bueno, ahora con Israel, nunca se sabe". Zasca. Incluso le pareció de dudoso gusto la canción ganadora de este año: "Me es indiferente. Son canciones que tocan, que pasan y no dicen nada". Doble zasca.

El Hormiguero

Por otro lado, cree que el festival de música ha perdido su esencia: "Es un show de entertainment, un show de audiovisuales. La música es un detalle muy pequeñito de ese show", y explicó por qué cree que ganó en 2017 el concurso a pesar de tener una canción "poco eurovisiva", según Pablo: "No del todo, pero creo que ya no hay eso de 'canción eurovisiva'. A la gente le gustó porque era distinto y al final lo distinto vence'.

Además, tuvo unas palabritas para esos "fans" que no lo son, y que sólo buscan un selfie: "Me parece que la gente te hace fotos como un objeto para conseguir likes, y yo no quiero formar parte del narcisismo de la gente", explicó. "Me encanta que la gente venga y hablemos un ratito. Prefiero hablar unos minutitos sobre la vida, sobre la música o sobre la persona que hacerme una foto".

El Hormiguero
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad