Nicole Kidman estrena película ¿y cara? en Toronto

La actriz australiana ha viajado hasta el Festival de Cine de Toronto donde ha desfilado por la alfombra roja con luciendo una imagen de lo más sorprendente

Nicole Kidman en el Festival de Cine de Toronto
Getty Images

La actriz australiana Nicole Kidman sorprendió a todos cuando no fue capaz de sucumbir a los encantos del bótox, y pasó por el quirófano para retocarse la cara. Un cambio de lo más llamativo, que la convirtió en el centro de todas las miradas, puesto que su aspecto nada tenía que ver con el que nos tenía acostumbrados. Y la historia parece que se ha vuelto a repetir. ¡Oh, no! Coincidiendo con su última aparición pública, en el Festival de Cine de Toronto, la intérprete ha lucido una imagen de lo más sospechosa y llamativa, con la que la australiana ha vuelto a encender todas las alarmas. ¿Se ha vuelto a aliar con el bótox?

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Getty Images

Con unos pómulos hinchados, una piel lisa y sin presencia de arrugas, una mirada inquietante, a la par que penetrante, y unos labios excesivamente tersos, cual muñeca de porcelana, Nicole se ha mostrado de lo más "natural", ante todos los medios allí congregados, mientras paseaba por la alfombra roja del festival para promocionar su última película 'Boy Erased'. Una cinta que llegará a la gran pantalla en las próximas semanas y que suena como una de las candidatas para alzarse con varios premios Oscar. Así lo ha publicado ella misma a través de su cuenta de Instagram.

Aunque, en un intento de jugar al despiste, y para evitar, pese no conseguirlo, que los focos fueran hacia su cara, la actriz se ha enfundado en un vestido negro, con una apertura lateral al más puro estilo Angelina Jolie, con la que Nicole Kidman ha sacado su pierna a pasear, para deleite de todos los fotógrafos allí presentes.

Getty Images
Publicidad - Sigue leyendo debajo

Un llamativo cambio de cara que, de confirmarse, sería el enésimo retoque de la oscarizada actriz. Y eso que ella misma ha confesado que se arrepiente de todos los cambios estéticos a los que se ha sometido y que si pudiera volver atrás, no se los volvería a hacer. Sin embargo, y a juzgar por las imágenes, parece que a Nicole le gusta darse muchas veces con la misma piedra. O, al igual que en su día hizo Uma Thurman, ¿dirá que es culpa del maquillaje?

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad