Samira desvela su manía inconfesable: ¿bragas o esponja de baño?

La ex tronista ha aprovechado su canal para hacer un 'house tour' (o, lo que es lo mismo, enseñar su casa a sus seguidores), y ya de paso ha confesado esta manía que tiene desde pequeña... que no sabemos muy bien cómo calificar

Samira Jalil, MYHYV
Samira JalilInstagram

A estas alturas de la vida, ya hemos llegado a pensar que las celebrities viven por y para sorprendernos a los demás. La última que lo ha hecho ha sido la ex tronista Samira Jalil. Si hace unas semanas nos mostraba orgullosa sus pechos, ahora la de 'MYHYV' ha publicado un vídeo en su canal de MTMad en el que ha hecho un 'house tour' (o lo que es lo mismo: se ha dado una vuelta por su casa cámara en mano para enseñársela a sus seguidores), pero lo que no nos podíamos esperar es la confesión inconfesable (valga la redundancia, aunque debería haber seguido siendo así: in-con-fe-sa-ble, y ahora os contaremos por qué) que ha hecho sobre sus bragas sucias, porque estamos por calificarlo entre 'brillantez práctica' y 'cochinada como un palacio'.

Mediaset

Samira nos ha enseñado su casa de abajo a arriba, y lo primero, claro, era el hall:

Mediaset

La comparte con su chico, Rubén, y la verdad es que entre los dos la han dejado muy mona. Aquí el salón:

Mediaset
Mediaset

La cocina...

Mediaset

Subiendo al piso de arriba tenemos la habitación de invitados...

Mediaset

Su dormitorio y el vestidor, cuajadito de zapatillas (de todos los colores y marcas, como Carolina Herrera o Gucci)...

Mediaset

Y también dos baños: uno para ella y otro para él. Aunque no sabe muy bien cómo han acabado separando sus cosas en dos baños, le parece de lo más práctico, así cada uno tiene su espacio, no discuten y pueden tener todas sus cosas por medio sin que nadie les diga nada, como, por ejemplo, las bragas...

Mediaset

Samira prefiere colgarlas detrás de la puerta, pero antes de llegar ahí ¡resulta que las usa como espoja de baño! Lo que leéis: "Una de mis manías que tengo desde pequeñita es ésta (señala las bragas), porque desde pequeña estoy criada con la manía de lavar las bragas cada vez que me ducho. Es decir: me meto en la ducha con ellas, las lavo, las enjuago, me lavo yo con ellas como si fueran una esponja, las vuelvo a lavar y las cuelgo".

Mediaset

Lo que decíamos, no sabemos si nos parece súper práctico o una guarrada, pero a ella le parece una maravilla de truco: "Estoy súper de acuerdo con esta manía, porque el hecho de tener las bragas 4 ó 5 días en un cesto me parece una guarrada". Pues a ver, visto así, también. Quizá es la falta de costumbre, pero nosotros dudamos... ¿qué pensáis?

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad