Mariah Carey y su aventura marítima en San Bartolomé

La diva del pop ha dado la bienvenida al año nuevo desde la caribeña isla de San Bartolomé. Acompañada de su novio y sus dos hijos, nuestra Mariah protagonizó una emocionante aventura en la playa.

Mariah Carey disfruta de sus vacaciones navideñas en San Bartolomé
Gtres

Tras cumplir con la tradición que asola en el mundo de las celebrities estadounidenses de, una vez llegan las fiestas navideñas, pasar unos días esquiando en Aspen (Colorado), Mariah Carey ha hecho las maletas y se ha marchado junto a su churri y sus dos hijos, los mellizos Moroccan y Monroe, de 7 años, a un lugar con temperaturas mucho más agradables. Al mismo tiempo que nosotros, con la resaca de estos días de fiesta todavía a cuestas, seguimos teniendo en mente a la artista enfundada en uno de sus abultados abrigos de piel y cantando su celebérrimo ‘All I Want for Christmas is You’, nuestra Mariah está disfrutando de lo lindo en la isla caribeña de San Bartolomé.

Gtres

Después de actuar en la víspera de Año Nuevo en la colectividad territorial de ultramar, perteneciente a las Antillas francesas, la diva del pop está disfrutando como nadie de unos días de asueto en la mejor compañía. Y es que, cual Papá Noel, llevar el espíritu navideño a todas las ciudades en las que ha hecho parada su gira invernal (entre ellas, Madrid), tiene que ser agotador, por lo que nada comparado con pasar un día en el mar de risas y juegos.

Gtres

En su día de sol y playa, Carey estuvo la ‘mar’ de juguetona. Enfundada en un traje de neopreno con detalles en rosa, el cual ayudaba a estilizar su voluminosa figura, la intérprete de ‘Heartbreaker’, de 48 años, entró al agua para refrescarse antes de embarcarse en una gran aventura… ¡Y dejó al descubierto su generoso canalillo!

Gtres

Acto seguido, se dispuso a montarse en una barca transparente para, acompañada de sus retoños y su novio, el bailarín Bryan Tanaka, de 35 años, surcar los mares y descubrir el fondo marino. Tras ser ayudada a subir a bordo por los dueños del navío (quienes también tuvieron que desencallar de la orilla la sobrecargada embarcación), los dos adultos de la tripulación hicieron amago de coger sus remos y tomar rumbo a lo desconocido.

Agence / Bestimage

Sin embargo, pronto la estrella de la música se cansó de tan ardua tarea y pasó a contemplar las vistas y hacer carantoñas a sus hijos, nacidos fruto de su relación con su exmarido Nick Cannon, dejando a su novio a los mandos de la nave. Cansada de tanta vueltecita por la orilla, nuestra protagonista se lanzó por la borda y pidió a su ‘churri’ que la fotografiara a base de bien y en las poses más naturales posibles. Todo terminó con la pareja haciéndose selfies mientras los pequeños, abandonados a su suerte, intentaban que la barca se mantuviera a flote.

Gtres

Tras su separación de Nick Cannon, Mariah Carey comenzó a salir con James Packer, con el que acabaría cortando en 2016. Poco tiempo después, inició su romance con Tanaka, un bailarín al que conocía desde hace una década, cuando coincidieron en la gira ‘Adventures of Mimi’. Pese a una breve separación de un par de meses en 2017, supuestamente debido a los celos de la cantante y su hartazgo de seguir financiando las lujosas compras de su novio, la relación parece ir viento en popa y a toda vela. El 27 de febrero Mariah dará inicio en Dallas a la etapa norteamericana de su ‘Caution World Tour’.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad