María del Monte sale en defensa de su sobrino, Antonio Tejado

La artista ha aceptado entrar por teléfono en 'Sálvame' para defender la estancia de su sobrino en la casa. Además, su madre ha organizado una manifestación para que se quede en Guadalix. Recordemos que Tejado está en la cuerda floja junto a Carolina Sobe y Juan Miguel.

María del Monte teléfono Sálvame para defender a su sobrino, Antonio Tejado
Gtres

Las horas pasan y los tres nominados de 'GH DÚO' están cada vez más cerca de saber la decisión de la audiencia. Esta noche, en 'GH DÚO: Límite 48 horas', uno de ellos, Antonio Tejado, Carolina Sobe o Juan Miguel se librará de la expulsión. Y será el que tenga el menor porcentaje de votos. Por ello, esta tarde en 'Sálvame', María José, la madre de Antonio, ha ido a defender con uñas y dientes a su hijo, como lleva haciendo desde que entró en la casa. Incluso ha organizado una manifestación con pancartas y todo. "Quieren echar a mi hijo, ¡hay que impedirlo!", "La casa necesita un Tejado" o " Mi Antonio no es un apestado" eran algunos de los carteles que han llevado para luchar por su permanencia.

Mientras María José daba argumentos para que su hijo no sea el próximo expulsado, Kiko Hernández ha entrado al plató con una sorpresa: ¡María del Monte, al teléfono! La cantante no ha pedido a sus fans que apoyen a su sobrino pero ha apelado "a la sensatez".

image
Telecinco

"Si Antonio no hubiera estado, seria la Casa de la Pradera", ha empezado a decir. Como buena tía, ha admitido que más de una vez le ha dado un toque de atención porque "creo que nadie ha sido más crítica con él que yo" pero ahora "me ha sorprendido gratamente". Aunque, acepta lo que decida la audiencia.

En cuanto al tema de los votos secretos que dijo Candela, María ha querido lanzarle una pullita, eso sí con mucha educación: "Ha circulado una frase que dice que la familia de Antonio Tejado vota en secreto… ¿Acaso es un delito? ¿Hay que votar en secreto? Por favor, están sacando las cosas de contexto".

image
Telecinco

Además, cree que "no se ha medido con el mismo rasero a todo el mundo", por lo tanto le parece injusto. No ha querido hablar mal de Candela pero ha dicho que le duele que alguien a quien quiere sufra: "Si a mi cuñada la veo sufrir, para mí no es una satisfacción". Y es que como ella sabe, María José es una madre que "sufre y padece según los momentos que vive su hijo".

Pase lo que pase, "mi cariño lo va a tener de, por y para siempre". ¡Ole María!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad