Arantxa Sánchez Vicario habla de su ex marido y va a tener consecuencias

La ex tenista firmó un acuerdo en el que se comprometía a no hablar de su ex. Pero ha dado una exclusiva. ¡Santacana prepara su venganza!

Arantxa Sánchez Vicario
Agencias

La tenista Arantxa Sánchez Vicario ha vuelto a meterse en un lío, y todo por ‘rajar’ lo más grande de su ex marido vía exclusiva en ¡Hola! Resulta que Arantxa tiene prohibido por contrato hablar de su vida junto a Josep Santacana. Ambos firmaron este acuerdo ante notario y está incluido en las capitulaciones matrimoniales. Así lo asegura Vanitatis, que ha tenido acceso al documento: “Ambos otorgantes se obligan expresamente a no difundir, directa o indirectamente, información alguna obtenida como consecuencia de su común relación, tenga ésta contenido personal, patrimonial o vinculaciones familiares, sujetándose en su caso a la penalidad que pudiera derivarse en los Tribunales”.

Separación de bienes

Ante las palabras de la ex tenista, Santacana ya prepara su contraataque con su abogada, Isabel Winkels. “La respuesta será contundente”, explicó ella a Vanitatis. Está especialmente indignado de que su ex le pinte como un tipo maquiavélico.

Josep Santacana, ex marido de Arantxa Sánchez Vicario
Agencias

“Desmiento todas las acusaciones que lanza. Lo más grave, la acusación de que la estoy amenazando. Es falso que la engañara y la quitara todo. Antes de casarnos firmamos separación de bienes, por lo tanto no tuve poder sobre bienes”, aseguró a través de un comunicado. Su abogada también quiso hacer hincapié en que el ex matrimonio no tiene más remedio que entenderse. Los dos se enfrentan a una querella criminal presentada por el Banco de Luxemburgo, que les pide cárcel por una deuda que asciende a 7,5 millones de euros.

Arantxa pide perdón

Arantxa Sánchez Vicario con sus padres
Agencias

Después del enfrentamiento público y durísimo que mantuvo con su familia, la ex tenista ha querido pedir perdón. Su padre falleció en 2016 y no ha podido escuchar su arrepentimiento. De su madre, ahora, sólo tiene buenas palabras. “Ella me apoya y está conmigo. Aun habiéndole dado mil patadas, ahí sigue. Me ha demostrado lo que es el amor por los hijos y su incondicional apoyo”, explicó en ¡Hola! También se ha disculpado con su hermano Javier. “Lo que le hice no tiene nombre”, asegura.

Centrada en sus hijos

Arantxa Sánchez Vicario y sus hijos
Agencias

La catalana vive en Miami y centrada en el cuidado de sus dos hijos: Arantxa, de diez años, y Leo, de siete. “Ellos son mi motor para levantarme cada día. Son mi vida y por ellos lo doy todo”, asegura.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad