Suso se lleva el susto de su vida al creer que lo había perdido TODO en un viaje

El gran hermano ha estado más cerca de Dios que nunca este fin de semana cuando se llevó el susto de su vida al enterarse de que casi lo pierde todo en un avión: se dejó el neceser, y no era precisamente un cepillo de dientes y espuma de afeitar lo que llevaba en él...

Suso Álvarez llora en el plató de GH VIP 6
Gtres

A Suso Álvarez le ha venido Dios a ver, como se dice comúnmente, en más de una ocasión, pero sobre todo este fin de semana, cuando en pleno viaje a Jerez para presentarse en la Feria de Abril y desconectar unos días, tuvo un incidente que casi le cuesta un infarto. De hecho, él mismo lo contó en su Instagram, donde comentaba que su madre solía decirle que tiene un ángel de la guarda, pero que nunca se lo había creído hasta ahora: "Nunca le hago caso, pero hoy, mamá, si estás viendo este vídeo, te tengo que dar la razón. Soy el hombre más suertudo del mundo", afirmaba el ex gran hermano.

View this post on Instagram

😍🙏🤗

A post shared by Suso Álvarez Perera (@oficialsusogh16) on

El ángel de la guarda de Suso debe de estar de guardia las 24 horas del día, porque si no nos explicamos que le pasen cosas como perder un neceser en un avión ¡y que una señora se lo devuelva! Un día de estos va a perder la cabeza (que es una frase que seguro que Merche, su madre, le repite hasta la saciedad), pero es que en ese neceser no llevaba precisamente un cepillo de dientes, un peine o una espuma de afeitar: "Voy muy cargado, y llevaba el neceser, en el que llevo dinero para pasar estos días, e iba hablando por teléfono. Al llegar he cogido la maleta, el traje, todo... y me he dejado el neceser con el dinero, el DNI, las tarjetas... todo en el avión", relataba Suso.

Suso Álvarez cuenta en Instagram Stories cómo perdió un neceser
Suso ÁlvarezInstagram

Vamos, que a punto ha estado de liarla muy parda por su mala cabeza. Eso sí, al menos la señora que se lo encontró, tenía buen corazón y se lo devolvió: "Para que veáis que hay personas maravillosas en el mundo: ha venido una señora de unos 50 años diciéndome 'Suso, Suso, cariño, que te has dejado el neceser'. Y me ha devuelto el neceser cuando yo ya me iba a la calle porque me estaban esperando. Lo había perdido todo y no me había dado ni cuenta. Esta gente maravillosa es la que le da sentido a todo".

No podemos llegar a entender cómo, sabiendo que el neceser era lo más importante, no le prestó apenas atención, aunque al menos aplaudimos a la anónima señora por su hazaña. ¡Qué maja, oye!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad