Carmina aniversario: Seis años sin Carmina

“Estaba cansada de la vida.” Así recuerda Lequio a La Divina, que le dio su última entrevista.

Una vez dijo que dejó de temer a la muerte cuando viajó a Marruecos y se dio cuenta de que al otro lado de la vida había mucha más gente que la quería: “Tengo más gente que me quiere allí que aquí.” El pasado 23 de julio se cumplió el sexto aniversario del día en que Carmen Ordóñez se reencontró con aquellos a los que echaba de menos. Un infarto repentino puso el punto final a una novela salpicada de múltiples escándalos y rumores asfixiantes.

El destino quiso que la gran reina del corazón nos concediera su última entrevista. La Divina hizo gala en aquella charla de su rota sinceridad: “Me duele que digan que he vendido mis malos tratos. Me equivoqué al no poner la denuncia antes de ir a televisión”.

En la conversación que Carmen mantuvo con Alessandro Lequio, respondió con humor al hablar de los fracasos sentimentales de sus hijos: “Eso es un tema genético. Los genes de los Dominguín son la causa de sus fracasos”. Y no iba mal encaminada. Lequio recuerda cómo la vio aquel día: “Estaba cansada de la vida, un poco harta de todo. Se sentía traicionada por el ambiente que la rodeaba. Fue una casualidad que me diera la entrevista una semana antes de fallecer.”

Sus hijos triunfan
Haberse marchado tan pronto ha impedido que Carmen disfrutara de momentos tan mágicos como la alternativa de su hijo Cayetano, o la Primera Comunión de su nieta Cayetana. La herida todavía continúa abierta, pero sus vástagos tratan de seguir adelante con sus vidas. Julián Contreras sigue preparándose para ser actor, y Francisco Rivera triunfa no sólo en el coso taurino, sino también en el del amor.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad