Borja, loco por los huesos de Blanca

El hijo de Tita, Borja Thyssen, babea por su chica, aunque ella esté en el chasis. La pareja y sus tres niños son una familia feliz

image
1 de 9
Enamoraditos

Juguetona, esbelta y muy coqueta, Blanca Cuesta no paró de presumir ante su marido, que no le quitaba ojo.

 

2 de 9
Venga, que te saco una foto

Borja Thyssen (33), que se ha apuntado a la moda de la barba y se ha echado encima algún kilito de más, está loco por su mujer.

3 de 9
¡Qué cariñosos!

El hijo de Tita Cervera le regaló a su chica besos y achuchones en la playa. Ni los años ni los niños les restan pasión...

 

4 de 9
Sin chicha

Lo cierto es que Blanca (40) se ha quedado últimamente en el chasis. Es todo huesines y tatuajes… ¡Atención al impresionante nuevo tattoo de mariposas silvestres que le cubre medio cuerpo!

 

5 de 9
Todos en la isla

La pareja ha vendido su casa de Ibiza, pero sigue enamorada de la isla. Allí también veranea la baronesa Thyssen junto Manolo Segura, padre de Borja. Pero de verse, ni hablamos.

 

6 de 9
Vacaciones por separado

Ajenos a la presencia de Carmen, la pareja disfruta de unas idílicas vacaciones con sus hijos (Sacha, de 5 años, Eric, de 3, y Enzo, de 10 meses).

 

7 de 9
Sin cruzarse

De momento, entre madre e hijo sigue sin haber acercamiento ni reencuentro familiar. Y eso que Borja y Blanca han pasado también unos días en Sant Feliu de Guíxols, donde Tita tiene otra casa. Es una pena que Tita se pierda tiernas imágenes como ésta

 

8 de 9
De la manita

Blanca y Borja como la familia perfecta paseaba por la orilla de la mano del pequeño Eric, de 3 años.

9 de 9
La familia perfecta

Son unos padrazos con los niños y no les quitan ojo ni en la arena ni en el agua mientras juegan con las olas y sus amiguitos. Parece que Borja no anda muy seguro de su pecho lobo este verano: no se quitó la camiseta ni para meterse en el agua.

 

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad