Mar Flores y sus chicos, día en alta mar

Un año más, el matrimonio Merino-Flores y sus retoños repiten destino para disfrutar de sus vacaciones. Aprovechando el sol mediterráneo, la familia al completo decidió salir a navegar rumbo a Formentera, y aunque ya les fue devuelto el yate que Hacienda les precintó, el matrimonio ha optado por embarcarse en otro algo más pequeño.

image
Mar Flores, tomando el sol en cubierta

Jornada marinera. El matrimonio junto a sus hijos y unos amigos, continúan disfrutando de sus vacaciones en la Isla Pitiusa con los que salieron a navegar.

1 de 9
Una mamá muy tierna

Mar mostró su imagen más tierna con uno de sus hijos en la cubierta del yate.

 

2 de 9
Luciendo trasero

A sus 45 primaveras y siendo madre de cinco hijos, la modelo luce un tipazo más que envidiable.

 

3 de 9
Print animal

La modelo eligió un top animal print y un bikini negro para pasar su día en alta mar.

 

4 de 9
Tarde de buceo

Mar estuvo muy pendiente de sus pequeños, mientras el empresario madrileño se zambullía en las aguas cristalinas para practicar el buceo.

5 de 9
Yate desprecintado

El yate G-One Again de 21 metros de eslora, valorado en más de seis millones de euros, fue precintado el verano pasado, ya que había sido declarado con un coste inferior a su coste real.

 

6 de 9
A bordo de otro yate

Aunque Hacienda ya les devolvió su G-One Again, el matrimonio ha preferido embarcarse en otro yate de menor tamaño, para desplazarse hasta Formentera.

 

7 de 9
Recargando pilas

Después de un complicado invierno, Mar ha encontrado la paz en las Islas Baleares, junto a sus retoños: Mauro, Beltrán y los mellizos Bruno y Darío.

 

8 de 9
A la bartola

Tumbado a la bartola. Así de a gusto se ha dejado ver el empresario madrileño después de un largo día en alta mar.

 

9 de 9
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad