Amador Mohedano, más desinhibido que nunca

El ex de Rosa nos sorprende con esta divertida sesión de fotos con varios looks, y nos habla de su nuevo amor

1 de 8
“Me escondería de mis enemigos en Cayo Paloma, pero sin que sea época de concurso”

Es divertido, educado y algo tímido, pero cuando se pone delante de una cámara se notan las tablas que le han dado los más de 30 años junto a La Más Grande. Amador Mohedano accedió a la propuesta que le hizo QMD! y se puso en manos de nuestra estilista para someterse a seis cambios de look: playero, deportista, motero, ejecutivo, de gala, y campero. Y aquí está el resultado: un Amador desinhibido, simpático y guapetón. De paso, aprovechamos para tener con él una charla íntima en la que nos habló de cómo ve su futuro profesional y también sentimental junto a Jacqueline, la mujer con la que comparte su vida tras su separación de Rosa Benito. “Han sido tres años durísimos, en soledad, pero ya he salido del bache. He buscado cariño, amistad y comprensión y lo he encontrado”, afirma. 

 

2 de 8
“Jacqueline me escucha, no es tonta y me deja hacer”

¿Con qué look te has sentido más cómodo?
Con el de traje porque he vestido así toda mi vida, de ejecutivo. Y también con el campero porque ahora paso mucho tiempo en el campo.

¿Te gusta seguir la moda?
Me gusta pero no mucho. Yo me dejo aconsejar. Es mi hermana Gloria la que está siempre pendiente de mí. 

¿Qué colores te gustan más?
Siempre me he inclinado por colores oscuros, el negro siempre me ha gustado mucho.

¿Y el esmoquin, lo has utilizado muchas veces?
Me lo he puesto pocas veces; en alguna recepción en la que he asistido con mi hermana Rocío, por ejemplo, cuando la acompañaba a la Casa Real o cuando he ido a un concierto al Teatro Real…

Pero últimamente te hemos visto más informal…  
Pues el playero no es mi look preferido. Sí es verdad que un pantalón corto y zapatillas lo he utilizado alguna vez, de manera puntual, para ir a un chiringuito a comer, pero ahora lo que más utilizo es ropa para el campo. 

Cambiando de tema. Cuéntame, ¿cómo estás?
Tranquilo, relajado y con ilusión. Quiero hacer cosas y ver evolucionar a mis hijos, que por supuesto, estoy al corriente de todo lo que les pasa. Y me tienen para todo. 

¿Y tú a ellos?
Por supuesto.

¿Has salido del bache?
Sí, he salido, pero me ha costado mucho trabajo. Han sido tres años largos, en soledad y, bueno, ha habido circunstancias, pocas pero suficientes para levantar el ánimo y salir hacia adelante. Hay tres cosas vitales que me han venido muy bien: Kisko, que es como mi hermano, mi hermana Gloria, y mis perros, que me han hecho mucha compañía… Después he ido buscando cariño, amistad y comprensión. 

Y lo has encontrado en Jacqueline.
Pues sí. 

 

 

3 de 8
“El amor siempre ha sido un eslogan en mi vida”

¿La vida te ha dado una segunda oportunidad en el amor?
El amor siempre ha sido un eslogan en mi vida, pero no sólo de pareja, sino de amistad, de cariño… Y ahora he encontrado una persona que me escucha, me entiende, que no es ninguna tonta, que si tiene que decirme algo me lo dice, y que además me deja hacer. Me da la libertad para hacer lo que a mí me gusta, no se mete en camisas de once varas e intenta mediar y calmar las cosas. 

¿Pero dirías que es una historia seria?
Sí, lo es. Es una historia que se ha consolidado al volver de La isla. Allí pensé mucho y me di cuenta de que debía tirar adelante con gente que me entendiera y me conociera. Por eso me fui a Chipiona, donde tengo una familia que me adora  y, después, se han añadido dos o tres personas que no conocía y que me han venido muy bien. 

¿Estás enamorado?
Lo de estar enamorado… Yo he estado enamorado de Rosa y eso está demostrado. Ahora mismo me encuentro bien. Y quiero que Jacqueline también esté bien. Pero yo creo que lo que yo viví con Rosa, a lo mejor, no lo voy a volver a vivir…

Hombre, para vivir con alguien, tener una relación formal, tiene que haber algo…
Todo el mundo sabe que Jacqueline está conmigo y vive conmigo. Está claro que hemos conectado muy bien y que me ayuda en todo.

4 de 8
“Si tuviera una pedazo de moto le daría una vuelta a mi hija”

Y tú a ella ¿no?
Exactamente igual. Yo siempre la escucho y le hago caso. 

Imagino que también discutiréis, que eso también es la salsa de la vida…
¡Qué va! No hemos discutido nunca. Jacqueline tiene un talante muy alegre. Ella pertenece al mundo del toro. 

¿Cómo os conocisteis?
Pues un día por casualidad. Ella es Chipionera, pero yo no la había visto nunca, pero cuando la vi me gustó y pregunté: “¿Dónde estaba esta mujer metida?” Además me pareció simpatiquísima. 

¿Os presentó alguien?
Un amigo. Ella vino con un familiar a un grupillo que nos juntábamos parar sacar a los animales y de ahí un día quedamos para tomar una cervecita en un chiringuito, otra en otro y conectamos. 

Ahí salieron tus dotes de asesor del amor y de una cosa vino la otra, ¿no?
(Risas). La verdad es que me vino muy bien. Antes habían pasado unas cosas que me dieron mucha pena, disgustos y de las que estoy muy arrepentido. 

¿Te costó confiar en ella?
Yo en esa época desconfiaba de todo el mundo, pero ella me demostró que no tenía por qué. Eso se nota en poco tiempo y sobre la marcha. Yo siempre he sido una persona confiada, a la edad que tengo no veo la malicia en la gente. Por eso a veces me han pasado las cosas que me han pasado…

Vamos que si mañana rompéis no la ves sentada en un plató hablando de lo vuestro.
Nooo, para nada. Jacqueline no quiere saber nada de esto. No va con su forma de vida, ni su forma de ser. Es más, podía haberlo hecho ya, pero te digo más, cuando va conmigo, si coincide que hay paparazzis, se quita de en medio. 

¿Tus hijos la conocen ya?
Mi hija sí la conoce, porque dio un concierto en Chipiona y yo fui con Jacqueline. No se la presenté como mi pareja porque no era el momento, pero Rosario es muy lista y se da cuenta de las cosas. 

Imagino que estarán contentos con que tú estés feliz y rehagas tu vida.  
Ellos están contentos conmigo y me ven bien. También te digo que en alguna ocasión me han regañado, pero yo soy una persona de escuchar y si veo que el camino que me dicen es el conveniente, acepto lo que sea. La que más ha estado pendiente de mí ha sido mi hija Rosario, como mujer.   

¿Aceptas las críticas por mucho que te duela?
Tampoco ha habido comentarios muy duros. 

 

 

5 de 8
“Jacqueline no se merece las criticas que le han hecho”

¿Y te han dolido especialmente las que le han hecho a Jacqueline?
Sí, porque no se las merece. Cuando tú conoces a una persona, a su familia, pues la cosas duelen. Pero yo le digo que es el precio que tiene que pagar por estar conmigo, desgraciadamente. De igual manera que me duele cuando se meten con Kisko. Me subo por las paredes. Hay cosas que no son muy justas. 

¿Estáis atentos a lo que dicen de vosotros?
Ya no tanto. He aprendido a pasar. Antes me decían: A ti que te resbale pero yo pensaba: ¿Pero cómo es posible que digan eso de mí? Y todos los días igual. Era insoportable, pero ahora también se ha rebajado la polémica y muchísimas de las cosas que dicen, tampoco me molestan.

¿Te molesta no trabajar con tu hija?
Lo de no trabajar con ella es una decisión mía. Cuando ella empezó con esta idea, yo estuve asesorándola, aconsejándola, tanto a ella como al marido, que es el que menos experiencia tiene en este mundillo. Pero en el momento que ella mete a su madre, yo doy un paso atrás. Sí es verdad que estoy pendiente pero desde lejos. Con hablar con mi hija cada vez que va a trabajar, o que me cante por teléfono para oírle la voz es suficiente. A mí me gustaría vivir los éxitos con ella, pero para no crear mal rollo es mejor estar fuera. 

 

 

6 de 8
“No iría a ningún programa en el que me falten el respeto”

¿Pero estás contento de sus éxitos?
Muchísimo. Yo sé el valor que tiene mi hija, y sé que tiene un camino duro y que lo ha tenido difícil. Pero yo he estado a su lado desde el principio. Creo que todo lo que sabe se lo he enseñado yo, y ha aprendido mucho. También ha aguantado las criticas de una manera estoica.  

Entenderás que Rosa es un buen reclamo para su espectáculo...
Rosa tiene un público que la quiere, que la sigue, que está con ella y eso no se puede negar. Y yo me alegro de ello. Además lo comenta en la tele, que también ayuda.  

¿Vas a ir a verlas para tener una opinión propia?
Lo mismo algún día me dejo caer por allí aunque esté en el patio de butacas. Pero cuando vaya, mi hija lo sabrá. 

¿Cómo ves tu futuro profesional? ¿Has encontrado tu sitio?
No, no lo he encontrado. Yo he dedicado toda mi vida profesional a mi hermana, he sido su manager durante muchos años, aprendí mucho a su lado, pero cuando desapareció me quedé desubicado. Hay artistas que me han pedido que las lleve, pero no he tenido ni ganas, ni ánimo. Hay cosas que me gustan y otras que no haría ni ofreciéndome muchísimo  dinero, como han hecho. 

¿Cómo qué?
Ir a algún tipo de programa, donde faltan el respeto. Ahora estoy muy a gusto trabajando en MYHYV. Es un programa que te divierte, te ríes, y das tu opinión sobre una cosa tan bonita como es el amor… 

 

7 de 8
“Yo económicamente me defiendo bien”

Sí, pero imagino que no te verás jubilándote ahí.  
Esto es transitorio. Ahora hay un cierto interés en mí, por verme y yo lo único que puedo decir es que estoy muy agradecido. Todo el mundo que se acerca a mí viene con un cariño especial, lo noto por cómo te cogen, te abrazan… Y la verdad es que me siento querido. También llevo la representación de la Kedá y hemos batido récord de visitas este verano. Eso para mí es muy gratificante. 

Vamos, que económicamente te defiendes.
Sí, me defiendo bien aunque también te diré que yo no necesito mucho. Si me he amoldado tres años atrás con muy poco, imagínate ahora. 

¿Vendemos el ático o no lo vendemos?
El ático ya no es mío. Quien lo tenga que vender, que lo venda. (Risas) Y, de verdad te digo, ojalá que lo vendan.

Cuando escuchas tu canción, ¿qué sientes?
Me pongo muy contento. Es irremediable. También alucino porque todo el mundo me la canta. El otro día un grupo de chicas me la coreó en Atocha. Me dio vergüenza, pero tengo que reconocer que me gustó. 

¿Cómo es tu día a día?
Muy sencillo. Yo me levanto tempranísimo. A las 7 ya estoy por el campo trasteando.  Tengo mis animales, mi huerto, mis caballos, mis gallinas…  

¿Y tus hijos van a ir a verte este verano?
Pues seguramente. Rosario me visitará con sus hijos cuando esté cerca de tour. Yo, desde luego, les animo a que vengan pronto. Así conocen mi casa nueva que ya está terminada. El día de la Virgen de Regla espero que coincidiamos todos allí. 

 

 

8 de 8
“Claro que iré a la boda de Ortega Cano”

¿Has enchufado a Gloria Camila en Tele 5?
No. Ella quiso venir al programa porque le gusta y yo la llevé. De ahí, la especulación. Gloria está estudiando y mientras su padre esté donde está no va a hacer nada. 

Con Ortega te llevas bien.
Siempre nos hemos llevado bien. Reconozco que hubo una época que, por mi culpa, nos distanciamos un poco. Yo no quería nada con nadie, prefería estar solo pero el otro día estuvimos hablando y nos reímos un montón.

¿Irás a su boda?
¡Hombre, claro! Además sé seguro que me va a invitar. 

Oye, y con tu sobrina Rocío, ¿te reencontrarás?
Ahí no entro. Ella es la que tiene la última palabra. 

Oye, el otro día Belén Esteban dijo que Rosa volvería contigo.
Dice tantas cosas… (Risas)

¿Tú volverías con ella?
El tiempo para una reconciliación ha pasado. Hemos tenido oportunidades pero la cosa está muy complicada…

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Más de Actualidad