Tania Llasera luce tripita en Madrid

La presentadora está feliz ante su próxima maternidad: "Voy a engordar, y mucho" escribió. Aunque ahora que la hemos visto pasenado por Madrid presumiendo de barriguita, sabemos que está impresionante.

image
1 de 10
De blanco

La presentadora está radiante y lo demuestra su sonrisa de oreja a oreja con la que la vimos por Madrid. Además la tripita ya se le nota.

 

2 de 10
Estilosa

Como siempre, Tania demostró estilo con un bonito y veraniego modelo en blanco.

 

3 de 10
Una gran noticia

La presentadora no ha dudado en contar a los cuatro vientos su próxima maternidad, y es que es una noticia muy esperada por ella y su marido, Gonzalo Villar.

 

4 de 10
Muy cómoda

Tania eligió unos zapatos planos para su día por la capital, y es que ahora que está esperando un pequeño tiene que ir más cómoda que nunca.

 

5 de 10
Un bebé muy deseado

Tania y su marido, Gonzalo Villar, esperan su primer hijo. Así lo confirmó ella en Twitter. Después escribió en su blog: "Voy a engordar, y mucho. Y me da igual porque va a ser el aumento de peso más sano de la historia de mi vida. Año y medio después de dejar de fumar y después de intentarlo un tiempo… ¡estoy esperando un bebé!" 

 

6 de 10
Un momento mágico

Tania reconoce estar en las nubes: "Es el momento más mágico de mi vida, un embarazo planeado y muy deseado y quiero compartirlo con todos vosotros y gritarlo por fin a los cuatro vientos: ¡voy a ser madre!”

7 de 10
Cuidar la alimentación

Ahora que colabora con Robin Food, seguro que David De Jorge le prepara un menú estupendo. Tania está con náuseas y dice que ahora le cuesta mucho meterse en la cocina.

8 de 10
Luce embarazo en 'La Voz'

El concurso está en la fase de directos, así que Tania podrá lucir embarazo en la tele.  

 

9 de 10
Delgadísima

En 2012, antes de coger unos kilitos, Tania estaba súper delgada. La foto data de 2012, el año que contrajo matrimonio.

 

10 de 10
Literata atrevida

Por aquel entonces, la chica escribió un libro, El sexo sentido, donde demostró no tener pelos en la lengua.  

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad