Lydia Lozano se va de boda

Lozano se volvió a vestir de naranja para asistir a un enlace, esta vez de un familiar. ¡Y estaba divina!

image
Sentimientos a flor de 'piel-es'

La vemos todas las tardes en Sálvame, pero no siempre con su mejor sonrisa. Hace unos días, sin embargo, sí que se lo pasó bien y se la notaba súper feliz. Fue la madrina en la boda de su sobrina  Nayra C. Lozano y se puso tan guapa que casi le roba el protagonismo a la novia. ¡Estaba impresionante!

 

1 de 6
Palabras de madrina

La ceremonia se celebró en el Hotel Meliá Avenida de América, en Madrid, y el posterior banquete también se festejó allí. Lydia llegó al enlace del brazo del novio, Fernando Ibáñez, y durante el ritual leyó unas palabras muy emotivas que dedicó a los novios, a los que siempre se ha sentido muy unida. Su marido, Charly, tampoco faltó a la boda, aunque ocupó un segundo plano más discreto.

 

2 de 6
Energías renovadas

Tan bien le debió sentar este reencuentro familiar, que días después –el pasado miércoles 11– llegó a Sálvame con energías renovadas y por fin se encaró con sus compañeros para decirles ¡basta!: “¡Qué pesadez! Por favor, es que nunca puedo hablar. Estoy harta de que me traten como a un mártir del programa”. Y esta vez, sin lágrimas en los ojos, añadió: “¡Estoy harta de esta humillación constante!” Está claro que estar en familia le sienta de maravilla.

 

3 de 6
También lloró

Lydia Lozano siempre ha reconocido que es de lágrima fácil y, claro, en esta ocasión tan emotiva también tuvo que sacar el pañuelo. ¡Le hacía tanta ilusión ver a su sobrina casarse...! Lo bueno es que esta vez lloraba de felicidad...

4 de 6
Su color favorito

El naranja le sienta genial y por eso lo vistió para su reboda con Charly y también el pasado día 22 para hacer de madrina.

 

5 de 6
Pareja ideal

Además el tono combinaba a la perfección con el traje azul marino de su marido, por cierto, visiblemente más delgado.

 

6 de 6
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad