Así se acaba la amistad de Yurena y Miriam en Supervivientes

La cantante tenía que llegar a Supervivientes para revivir su mayor miedo. Algo incomprensible para muchos, pero hiperventila con unos diminutos moluscos... ¡menudo grito de loca ha soltado!

image
1 de 11
Un juego de relajación... con final infeliz

Parece mentira que Yurena haya tenido que recorrerse medio mundo para revivir sus fobias más internas. Concretamente una que a cualquiera podría parecerle una tontería, pero a ella le llevan los demonios sólo de pensar en... ¡caracoles!

Blenofobia se llama: el miedo a las cosas viscosas, entre lo que se encuentran los caracoles, esos seres infernales.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 11
''No estarás haciendo lo que creo, ¿no?''

Su compañera de aventuras, Miriam Saavedra, ideó un juego de relajación con caracoles bebés y Yurena, con un sombrero en la cara, no se estaba percatando de que su nueva amiga se los estaba colocando ¡por todo el cuerpo!

"¿No estarás haciendo lo que creo?", dijo Yurena. Y antes de que Miriam pudiera terminar de decir "¿El qué?", la cantante ya se había retirado el sombrero y había visto el percal.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 11
Los caracoles de la discordia

Inmediatamente Yurena soltó un grito desgarrador mientras se levantaba como una exhalación para quitarse esos pequeños seres viscosos de su cuerpo.

"¡¡Noooo, Yurena!! Deja que hagan efecto, que hagan cosquillas", le decía una inocente Miriam

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 11
El susto en el cuerpo

"Pero bueno, Miriam, ostras, sabes que me dan miedo, coño", dijo Yurena, soltando su primer taco en toda la edición. "¿Pero cómo te van a dar miedo si son caracolitos bebés?", preguntaba una confusa Miriam.

La novia de Carlos Lozano sabía que los caracoles no eran del agrado de su amiga, ¡pero no sabía que se volvería tan loca!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 11
¿Cómo librarse de los caracoles, esos odiosos animalitos?

"Sabes que me dan miedo, joder", contestó Yurena con su correspondiente segundo taco. "Sabes que los cogí para comer, que casi me caigo en la roca porque empezaron a salir los bichos de las conchas".

Si es que debe de ser un miedo atroz, porque ¡hasta pierde el equilibrio! Menos mal que de los caracoles es fácil librarse: sólo hay que echar a correr, pero Yurena no los quiere ver ni lejos ni cerca.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 11
Miriam la invencible: ¡no tiene fobias!

"Te dije que íbamos a jugar primero con ellos", seguía Miriam, pero Yurena estaba fuera de sí: "Me da igual, jolín. Sabes que me encanta jugar, pero con los miedos de la gente no, por favor", le contaba...

Y proseguía: "¿Tú no tienes ninguna fobia?", le preguntó a su amiga, que ya tenía cara de pena y de no saber dónde meterse. "No...", le contestó. "Claro, por eso no lo entiendes".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 11
La pelea continúa

Yurena, con el corazón a punto de desbocarse, intentó no seguir estallando y buscó la paz interior... eso sí, con el susto en el cuerpo, pero el drama no finalizó ahí. ¿Estamos ante la primera brecha en la amistad de la casa del árbol?

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 11
Yurena ya no quiere jugar con Miriam

Miriam intentó tranquilizar las cosas: "¿Vamos a la playa?", le preguntó a la cantante. "No me apetece", contestó Yurena, seca como el rastrojo. "Ay"

Publicidad - Sigue leyendo debajo
9 de 11
¿Alguien entiende lo que ha dicho Yurena?

Miriam ya no aguantó más la tensión y explotó ella también: "Estás haciendo un melodrama de esto por unos caralitos de nada. ¿No te apetece porque no quieres o porque no te da la gana?". "Es lo mismo. No me apetece que no me dé la gana", dijo una ininteligible Yurena.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
10 de 11
¿Es rara Yurena?

La conversación subió de tono y Miriam llamó a su ¿amiga? "mega rara" por irse a pasear sola a las rocas, mientras la cantante le explicaba con todo el amor que le era posible en ese momento que no es rara por irse a pasear, como ella también hace.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
11 de 11
Una amistad que se despedaza

"Sí, pero yo no me voy con esa cara de poto. Estás amargada", sentenció Miriam. "Cara de poto la tendrás tú, bonita. Ahora no empieces tú a faltar al respeto, ¿eh?", contestó una amenazadora Yurena.

¿Qué es un poto y por qué Yurena tiene cara de eso? ¿Estamos asistiendo a la ruptura de la amistad entre Yure y Miri? ¡Sería una pena!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad