María Jesús Ruiz: ''Mi única pareja es mi hija Alba''

La modelo niega que dejara a su marido en el hospital y que a éste le diera un infarto por ello.''Me están poniendo como Maléfica'', asegura

image
1 de 4
María Jesús se defiende

El culebrón entre Miss España 2004 y su ex marido, José María Gil Silgado, continúa. Después de que el empresario, que cumple condena por fraude fiscal, la criticara en una durísima carta pública –''Sólo le pido que sea mejor madre que pareja, (que lo dudo) hasta que yo pueda estar en la calle y cuidar de mi pequeña''–, ¡QMD! tiene la versión de la modelo. 

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 4
''No deje a Gil Silgado cuando estaba en la UCI'

 -Tu ex dice que le dejaste mientras estaba en la UCI y por eso le dio un infarto.
-No me gusta hablar de este tema, pero no es verdad. Yo no falto a la verdad cuando hablo.

-Pues te están poniendo como la mala de la historia.
-Sí, como Maléfica. Es doloroso. Siento tal nivel de impotencia… La gente se está creyendo una versión que no es. Pero yo no voy a entrar en pleitos ni voy a hablar nunca mal del padre de mi hija, porque eso sería faltarme al respeto a mí misma.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 4
''Lo he cedido todo, no tengo nada suyo''

¿Tienes nueva pareja, como se ha dicho en televisión?
-No. Mi única pareja es mi hija Alba, que es mi amor. 

-Dicen que te quedaste con las empresas que tu ex tenía en República Dominicana.
-Yo lo he cedido todo. No tengo absolutamente nada. 

-¿Tienes ganas de rehacer tu vida sentimental?
-Yo tengo ganas de trabajar, de cuidar de mi hija y de seguir para adelante. A mis 33 años, me merezco también vivir un poco tranquila.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 4
Cinco años de amor

 María Jesús Ruiz (33) y José María Gil Silgado (56) comenzaron a salir en el año 2011 y tuvieron a su hija Alba el 10 de junio de 2015. Lo que al principio parecía un amor consolidado ha pasado a ser un serial de rencores y venganzas.

El empresario no le perdona a la modelo que rompiera con él mientras se recuperaba de un infarto en la UCI: ''Fue muy doloroso, –explica en una durísima carta– me dijo que ella y yo no teníamos nada que hacer. Que tenía una nueva vida con otra persona, que le había hecho un contrato por 36.000 euros anuales, y que me dejaba''.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad