Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Doutzen Kroes, un ángel en la playa

Si los ángeles caen del cielo, Doutzen Kroes ha aterrizado en mitad de Cancún.

1 de 7
Año nuevo en Cancún

El ángel de ‘Victoria´s Secret’ Doutzen Kroes ha decidido escapar del frío invernal y se ha escapado con su pareja y sus hijos a Cancún. La modelo, de 31 años, presumió de cuerpazo en la playa, donde  enamoró a más de uno con su diminuto bikini amarillo.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 7
Amor bajo el sol

Doutzen kroes y su pareja, el DJ Sunnery James, han empezado el año más enamorados y calientes que nunca. Y es que la pareja ha aprovechado los primeros días del año para disfrutar del buen tiempo de la isla caribeña de San Bartolomé, donde se han mostrado muy acaramelados y cariñosos el uno con el otro.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 7
Una familia feliz

La modelo y el Dj no se olvidaron de sus hijos, Phyllon Joy, de seis años, y su hija pequeña, Mylenna May, de dos años, con quienes se divirtieron en la playa junto a la mejor amiga de la modelo, Joan Smalls.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 7
Hambrienta de amor

Joan Smalls, la hija pequeña de Doutzen y Sunnery se convirtió en la gran protagonista del día, llevándose todo los mismos y carantoñas de la súper modelo, que se divirtió comiendo patatas con la pequeña.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 7
Una mamá atenta

Antes que súper modelo, Koutzen es una súper mamá, que no pierde de atención a sus pequeños, con los que jugó todo el día, cuidando de que no se quemaran con el sol o se acercaran demasiado al agua.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 7
Una retaguardia angelical

Una de las estampas más destacadas del día fue la protagonizada por la retaguardia de la modelo. ¡Vaya trasero!, debieron pensar los presentes en la playa de Cancún, que pudieron ver de cerca al ángel de ‘victoria´s Secret’.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 7
Un as del deporte

Koutzen demostró que es una aficionada al fútbol, jugando con un balón de su hijo y presumiendo de talento sobre la arena. “Cariño, ¿si abro así los brazos saldré volando como un ángel”?, podrían ser las palabras de la modelo, que se lo pasó como una niña en la playa.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad