Carme Chaparro debuta como escritora de novela negra

La periodista, pareja del cámara Bernabé Domínguez, tiene dos hijas y muy claras sus ideas: “No pierdo el tiempo en personas que no me aportan”.

Smile, Blazer, Employment, Job, White-collar worker, Makeover,
1 de 5
Periodista, presentadora de informativos y escritora

La presentadora de Noticias Cuatro, de lunes a viernes, amplía su currículum y se convierte en escritora con el thriller 'No soy un monstruo' que, además, ha obtenido el Premio Primavera 2017. El mejor debut que un escritor pueda tener.

Tu novela versa sobre la desaparición de un niño. Siendo madre, ¿te ha creado un conflicto emocional?
Mientras la escribía me he dado cuenta de que, al tener dos niñas pequeñas de 5 y 3 años, me ha afectado. He escrito la novela con más intensidad, realismo y he descrito mejor las emociones de las personas.  

Además, empezaste la casa por el tejado: escribiste el final primero.
Pues sí, e hilé una novela para llegar a ese final. Hubo un par de semanas en las que tuve que dejar de escribir porque me bloqueé por el sufrimiento que me producía la historia. 

2 de 5
Premio con pseudónimo

¿Cómo conseguiste romper este bloqueo?
Llamé a mi amiga Toni Acosta y me dio un buen consejo: que parase para que el sufrimiento hiciese poso. 

¿Y tu familia percibió esa tristeza en ti?
No, pero me dio un poco de paranoia cuando iba a los centros comerciales con mis hijas, que es cuando se pierde de vista a los niños, como al protagonista de la novela. Pero en el libro no hay cosas obscenas. 

Pocos nóveles reciben un premio como el Primavera.
No me lo esperaba. Soy muy exigente conmigo misma, por eso sabía que tenía algo bueno entre las manos. Me presenté con pseudónimo para que nadie pensara que me habían dado el premio por ser presentadora.

¿Quién fue la primera persona que leyó la novela?
Mientras la escribía, la iban leyendo cuatro personas en paralelo: mi marido y tres amigos policías con los que me comunicaba a través de chat. 

3 de 5
Prioridades claras

¿Qué dijo tu marido?
Mi marido me iba haciendo comentarios. Cuando escribí el final, él estaba de viaje y le mandé el capítulo. Y me dijo: “Estoy alucinado, estoy orgulloso de ti”. Eso, viniendo de él, que es muy crítico porque trabaja en el medio, fue una maravilla.  

¿Te molestan las críticas por su parte?
No. Porque son críticas constructivas, desde las ganas de ayudar. Esas críticas las acepto, las pido y las agradezco. No así las que son para destruir. 

¿Te has encontrado envidias en la profesión?
Como en todos lados. No puedo hacer nada para que todo el mundo me quiera. Sigo la máxima que me dio una amiga mía: si alguien no me quiere, mejor lejos de mí, para qué me voy a preocupar. No pierdo el tiempo en personas que no me aportan.

4 de 5
Conciliación

¿Cómo concilias tu vida familiar y profesional?
Todo lo que hago me encanta. No me importa madrugar para ir al trabajo. Y, si no puedo comer para promocionar mi libro, no como. ¿Cómo lo aguanto? Hasta que mi cuerpo aguante.

¿En casa cómo te organizas?
Llego a casa por la tarde y juego y hablo con mis hijas, que es lo mejor de la vida. Y cuando las acuesto, pongo lavadoras. Afortunadamente, mi pareja es maravillosa. No es que me apoye al cien por cien, sino al mil por cien. 

Siendo mujer, ¿has tenido que dar codazos para que te tomaran en serio?
No. Nunca te puedes abrir camino a codazos. Eso quiere decir que estás apartando a gente de tu camino. Tengo 44 años y he tenido que luchar contra prejuicios dentro de mi sector. Son micromachismos cotidianos que son difíciles de detectar. 

5 de 5
Mujer fuerte

¿Tienes miedo de que te releguen por tu edad?
Llevo 20 años en pantalla y voy sobreviviendo. Confío en continuar. Nunca ningún jefe me ha transmitido nada de mi aspecto. 

¿Qué enseña la madurez?
Con la edad soy más exigente. Lo único en esta vida que no puedes comprar ni cambiar es el tiempo. Entonces no lo pierdo haciendo cosas que no me llenan. Perdí tiempo de estar con mis hijas cuando estaba en los Informativos de fin de semana. Quiero aportar y enseñar a mis hijas que, como mujeres, hay que ser independientes e inteligentes.

¿En tu familia hay mujeres fuertes?
Sí. En mi familia hay mujeres fuertes que han pasado por muchas cosas: mi madre, mis tías… son un ejemplo maravilloso para mí.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Más de Actualidad