Antes y después: Lolita, igual a los 30 ¡que a los 60!

Lolita sigue luciendo menuda, simpática, racial y fresca. Apegada a los mares del sur, donde vivió su niñez, su piel se torna más flamenca aún, algo de lo que ella, con razón, presume.

1 de 5
1980

La hija mayor de La Faraona empezaba a conocer las mieles del éxito con su tema ‘Amor, amor’.

Ya no era ‘la hija de...’, sino una artista con mayúsculas. Y cuerpo diez.

 

2 de 5
1994

Faltaba poco para su divorcio de Guillermo Furiase, padre de sus dos hijos, Elena y Guillermo. Marbella seguía acogiendo sus descansos estivales.

 

3 de 5
2000

Igual que su madre, fallecida poco antes, en 1995, Lolita tiene unas piernas estupendas, que ella suele destacar como rasgo generoso de su naturaleza.

 

4 de 5
2009

Lolita pasó unos años malos, sin suerte en el amor, en los negocios y en el arte.

Nunca perdió la forma física ni el optimismo, medicina del alma.

5 de 5
2011

Cádiz ha ido sustituyendo a Marbella en el corazón estival de la cantante y actriz. Allí veranea su hermana del alma, Rosario.

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Más de Actualidad