Muere el padre de Inma González, concursante de GH 4

La ex gran hermana ha tenido que pasar por el doloroso trago de despedir estos días a su padre, aunque sabe que cuenta con todo el apoyo de su marido, el también granhermano Pedro Manuel Oliva

1 de 7
Inma deside a su padre

Inma González no está pasando por un buen momento. La ex gran hermana tuvo que decir adiós a su padre el pasado 29 de agosto en Cádiz, tal y como señala Kiko Hernández en 'El confesionario de Kiko'. Padre e hija estaban de lo más unidos, y él fue uno de los grandes apoyos de la ex concursante cuando le diagnosticaron su enfermedad.

 

2 de 7
Su momento más duro

Inma pasó por el altar en junio de 2004, al que le acompañó, como manda la tradición, su padre, justo cuando a ella le diagnosticaron cáncer de tiroides, y años más tarde recordó en Sálvame, durante una entrevista cómo estuvo a punto de cancelarla, aunque finalmente no lo hizo gracia a la intervención de su ahora marido.

3 de 7
No ganó Gran Hermano, pero...

Inma llegó a la casa más famosa de Gudalix de la Sierra en el año 2002, y aunque no consiguió llegar a la final (fue la 7ª expulsada tras 88 días de convivencia), sí consiguió al más importante allí: al amor de su vida.

4 de 7
Una relación forjada en GH

Inma y Pedro Manuel Oliva se conocieron durante su estancia en la Casa entre los años 2002 y 2003, y aunque ella no ganó, sí lo hizo Pedro Manuel, que se llevó el primer premio. Tras su salida, Inma esperó a Pedro, y una vez terminado el concurso, continuaron su relación, que dura hasta hoy.

 

5 de 7
Su gran boda gaditana

Dos años después de pasar por Gran Hermando, Inma y Pedro decidieron sellar su amor en una gran boda a la que asistió medio Cádiz, e incluso acudieron famosos como Mercedes Milá o Sonia Arenas. Tras el bodorrio y el convite, ambos pusieron rumbo a Santo Domingo para su luna de miel, tal y como demuestran estas imágenes de archivo.

 

6 de 7
Su mejor momeno, el nacimiento de su hija

La pareja siempre ha estado de lo más unida, y lo han superado todo juntos en los buenos y los malos momentos. De hecho, uno de los grandes recuerdos que siemrpe tendrán será el del nacimiento de su hija, Paola del Pilar, que llegó al mundo en octubre de 2006, una niña muy querida y que a día de hoy ya es toda una mujercita que ha estado al lado de su madre en el duro trance de despedir al abuelo.

 

7 de 7
Su vida podría haber sido distinta por una mala decisión

Sin emabrgo, la vida de Inma pudo haber sido completamente diferente a la que conocemos hoy tras el diagnóstico de su cáncer de tiroides: estuvo a punto de cancelar su boda, pero Pedro Manuel intervino enseguida para continuar con los planes: "Yo le comenté a Pedro el anular la boda, porque estas cosas ya se sabe... Además, no iba a consentir que se quedara viudo tan pronto, pero ya sabes que él es maño y, como buen maño, dijo que la boda no se anulaba. Y menos mal que no se anuló porque todo salió muy bien y fue el día más feliz de toda mi vida", contó en Sálvame felizmente. ¡Menos mal!

Desde aquí, ahora, sin embargo, toca enviarle mucha fuerza en este duro momento. ¡Ánimo, Inma!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Más de Actualidad