Tamara Gorro: así fue su larguísimo y angustioso parto

image
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Todo listo para la llegada de Antonio

¡Llegó el día! Tal y como prometió Tamara Gorro, todos sus seguidores serían partícipes, a parto pasado, del momento de dar a luz de la ex superviviente... y vaya si lo han sido. A través de su canal de YouTube, 'El gorro de Tamara', ésta ha querido compartirlo absolutamente todo desde el minuto 1... aunque concretamente eran las 5:45 de la mañana cuando todo empezaba. ¡Menudo madrugón!

 

Una abuela emocionada... pero somnolienta

El parto estaba programado con un ingreso a las 7 de la mañana en el hospital Nisa 9 de octubre de Valencia, así que toda la familia tenía que estar en pie y coordinada para el gran día... incluida la madre de Tamara, que no estaba muy por la labor de ser grabada tan temprano, pero debía quedarse levantada para quedarse cuidando a la pequeña Shaila.

 

''No quiero que se vaya la tripa''

La alegría y los nervios invadieron la casa de los Garay Gorro, y es que tras muchos intentos y mucha espera (y algún que otro susto), su primer hijo (de forma natural) estaba a punto de llegar al mundo... aunque poco sabían la que se les venía encima.

"No quiero que se vaya la tripa. Lo único bueno es que voy a dejar de hacer pis cada 3 minutos", contaba Tamara, pero Ezequiel no estaba tan de acuerdo: "Venga, que quiero verle la cara a mi hijo... Vas guapa hasta a parir”, la piropeaba mientras se vestía. ¡Qué tiernos!

Equipaje ¿de mano?

Lo bueno de un parto programado es poder tener todo listo para el momento de dar a luz... pero algunas madres se pasan tres pueblos, como Tamara, que llevaba toda una ristra de maletas, en las que guardaba desde ropa y fotos... 

Se llevó la casa a cuestas

¡...hasta agua bendita! Todo es poco para un parto al que tanto ha costado llegar... incluidos muchos intentos (y muchos euros invertidos) en fecundaciones in vitro.

 

El body más 'molón'

¿Uno de los detalles más bonitos para el recién nacido Antonio? Su primer body, con el que a Ezequiel Garay se le caía la baba... más si cabe: "Cuando crezca quiero ser futbolista como papá", se podía leer en él. ¿No es tierno?

 

Bailecito sexy para liberar tensiones

Tamara, siempre bromista, hasta se marcó un baile sexy antes de ser llevada a la sala de dilatación, en la que tendría que esperar casi 12 horas antes de dar a luz...

El momento de la epidural

"Las primeras contracciones no están siendo muy dolorosas", anunciaba Tamara cuando ya empezaba a sentirlas. Hacia las 10 de la mañana, y enmpezaban a ponerle la epidural: "Ya no voy sintiendo las piernas", contaba medio atontada.

Larguísimo parto

A las 15:50, la ex superviviente ya estaba "agotada": "He tenido bastante dolores y me han pinchado un poquito más, pero es verdad que estoy súper cansada". "Llevamos 9 horas y he dilatado 1 cm", añadía poco después.

Hacia las 18:00, ya era Ezequiel el que iba reltando la evolución del parto: "Llevamos 11 horas". "De 1'5 he pasado a 2cm. Está siendo muy lento. Estoy agotada", decía Tamara ya muy dolorida y cansada. Más tarde las cosas no eran mucho más agradables: “No he dilatado nada. Vamos a esperar un poco más y si no tenemos que ir a cesárea. Para que el bebé no se fatigue".

''Va a salir todo perfecto''

Efetivamente, el parto se alargaba tanto que no había manera de que Antonio llegara al mundo y Tamara ya no podía más: "Son las 19:30. me han hecho el reconocimiento y Antonio ha dicho 'lo tenéis jodido'. Hay que hacer cesárea. ¡No pasa nada! Está todo listo. Va a salir todo perfecto", expresaba feliz porque, finalmente, iba a terminar con un largo y angustioso parto.

 

Y Antonio llegó al mundo

Tal y como auguró Tamara, una hora después todo había salido a pedir de boca: la ex superviviente hacía su aparición ante toda su familia, que la esperaba a la salida del paritorio para verle la cara al pequeño Antonio. ¡Felicidades, familia!

 

El vídeo, al detalle, puedes verlo más abajo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad