Miriam, Pipi y viceversa. Su amor, sin tapujos

Nadie daba un duro por ellos, pero cinco años después viven como marido y mujer, son padres de una niña y se han convertido en estrellas televisivas. Aquí nos cuentan lo bueno y lo malo de su divertida y polémica relación

1 de 11
Ni contigo ni sin ti

Se pelean y se quieren, hasta el punto de que no puede vivir el uno sin el otro. Son pura pasión y, sin pudor alguno, destapan abiertamente sus sentimientos. Les puede el impulso y no se callan. En esta entrevista se desnudan y se arrebatan para contarnos el momento que están atravesando tras cinco años de relación.

2 de 11
Una relación intensa

¿Qué balance hacéis?
Miriam: Es una relación intensa, como la de un matrimonio que lleva 25 años. Tenemos nuestros más y menos, y una hija maravillosa.
Pipi: Me he dado cuenta de que Miriam es el motor de mi vida. Los dos tenemos carácter y una forma de ver la vida distinta. Pero no puedo vivir sin ella. Ahora tenemos momentos de pasión y equilibrio emocional.

Miriam, ¿estás de acuerdo?
Eso lo dice aquí. Pero echo en falta al hombre romántico que me lleva de viaje… Sé que tengo al cachondo, al trabajador y padrazo. Ahora tenemos mucho trabajo y poca pasión.
Pipi, ¿qué dices?
No estoy de acuerdo. Hemos hecho viajes al Caribe y al Algarve. La primera vez que salió al extranjero fue conmigo al Europeo de Fútbol en Austria y Suiza.

3 de 11
Se llevna bien, cada uno con lo suyo

Miriam, pero también te quejas de que sale mucho.
Se va a los programas deportivos y luego me llama a las tres de la mañana diciendo que está de copas. Y me dice que necesita esa vida social y ese espacio.

¿Y te molesta?
Si pienso que realmente está con sus amigos, no. Pero si me entero de que está con alguna, saco el látigo y pido el divorcio.

Pipi, ¿qué haces por las noches cuando sales?
Tengo mis tertulias deportivas nocturnas y acabo de trabajar tarde. Como salgo de la radio tan eufórico, me voy a tomar una botella de agua con unos amigos para relajarme. Busco una evasión, pero nada que afecte a mi pareja.
Miriam: Pero si yo lo hago, hay problemas. Así que, ¡guapo!, si tienes la cabeza como un bombo, te vienes a casa con tu mujer y te relajas (le aconseja).

4 de 11
Personalidades marcadas

Pipi, ¿a ti te gustaría que Miriam se fuese de copas con los compañeros de Enemigos íntimos?
Siempre que salga con responsabilidad, sin problema.
Ya, ya… Seguro que la controlarías...
No, no la vigilaría. Y de hecho, a veces me han dicho que está en algún sitio y no he ido a controlarla.
¿Te fías de ella?
Sí, si no, no estaría con ella.
Miriam, ¿y tú de él?
Bueno… Es que él alardea de haber estado con 3.000 mujeres y, la verdad, todos sus escarceos

Pipi, ¿escondes algo?
No, lo bloqueo para que mi hija no llame a todo el mundo

 

5 de 11
Pipi, un machista adorable

Les puede el impulso y no se pasan ni una. Nunca dan su brazo a torcer y siempre llevan la escopeta cargada. Menos mal que al final siempre se reconcilian.

¿Pipi es tierno y cariñoso?
M: ¡Es cómico! Tiene momentos tiernos y ciertos complejos por la edad. Yo estoy en la crisis de los 30 y él, en la de los 50, que consiste en estar recordando todas las mujeres con las que has estado. ¿Qué pensarías, cari, si te cuento yo los hombres con los que he estado?
P: Tú solamente has estado con macarras.
¿Eso es verdad?
M: Pipi es un macarra vestido de Gant, de Lacoste, disfrazado de pijo, pero luego es un quinquillero... ¡Me estás cabreando bastante! (le advierte Miriam).
P: Eres muy peligrosa. Se te va la cabeza. Menos mal que sé que lo haces para hacerte la graciosa.

¿Qué más cosas es Pipi?
M: Es clasista y machista, aunque le adoro.
P: ¡Eh!, eso lo dices tú. No soy nada machista, pero si tú tienes toda la libertad del mundo… Si yo fuera un machista, no estaría con una mujer...
M: ¿Tú sabes a todos los tíos que les encantaría estar conmigo, Pipi? Nunca he perdido mi dignidad, ni he traicionado a nadie. ¿Y tú, Pipi, has sido fiel a todas tus parejas?

6 de 11
Se entienden a la perfección

Pipi, ¿tú le dices mucho que la quieres?
Sí, pero hay cosas que con la mirada y los gestos ya basta. Trabajamos juntos en Mujeres y Hombres y Viceversa. Nos sentimos muy a gusto. Miriam dice muchas tonterías...

¿Por qué discutís?
P: Somos temperamentales, pero también nobles y nada rencorosos. No puedo con su carácter retorcido. Pero ahora he aprendido a contar hasta diez. A veces Miriam es un poco insegura y se enfada por cosas que carecen de importancia.

7 de 11
Ella, loca por las compras

Y a ti, Pipi, ¿qué es lo que más te disgusta de ella?
Yo no me vuelvo loco con las compras. Lo que más me disgusta  de ella es la cultura que le han inculcado del dinero. Miriam es de la cofradía del puño cerrado.

¿Quién es el que más habla haciendo el amor?
M: Él lo radia como un partido de fútbol: cuando llega al orgasmo, cuando se le sale... Me narra los coitos, es mi marido, y no he encontrado nada mejor.

8 de 11
La edad no es problema

¿Cómo lleváis la diferencia de edad?

 

M: Genial, porque Pipi está bien para lo que hay por ahí fuera. Los de mi edad no me gustan y él está bastante bien conservado.

P: Soy como Benjamin Button. Dentro de nada estaré gateando. Uno no envejece porque el sexo te hace ser longevo. Una vida sexual buena me hace tener este aspecto juvenil.

9 de 11
Hablan de sus compañeros

Entre los piropos y reproches que ambos se dedicaron, Pipi Estrada no quiso desaprovechar la ocasión para recordar a algunos compañeros de cadena.

¿Cómo van las relaciones con Jorge Javier?
P: El violador de cerebros es ciclotímico: cuando quiere me saluda y cuando no, pasa.
M: Cuando hablé de Belén Esteban, me criticó. Pero él si la puede criticar. A mí no me saluda por los pasillos. 
¿Y Belén Esteban?
P: Belén es una milonga de la España profunda, que tiene un éxito virtual con fecha de caducidad y final trágico. Está rodeada de mariachis pelotas, y ella se cree el papel de ingeniera social. Cuando me cruzo con ella, voy con la cabeza alta. Sería feliz, si nos echasen de Tele 5.
M: Belén grita despavorida, no sabes si va a sufrir un ataque epiléptico en directo. Me da risa lo de copresentadora, es ridícula y patética. Echa eructos , groserías, gestos absurdos... Es princesa de las chonis, de lo hortera. Nadie tiene valor de meterse con ella por medio a que les echen.

10 de 11
Cinco años de actividad sexual

En estos cinco años, lógicamente su actividad sexual ha ido evolucionando. No ha desaparecido la pasión, pero ahora la dosifican.

¿Cuánto sexo practicáis?
Pipi: Con tanto trabajo, tenemos aparcada la pasión. Yo soy su mendigo sexual.
Miriam: No estoy ahí para cuando él quiera satisfacer sus necesidades sexuales, ni para la cantidad de minutos que quiera, ni la veces que demande. Si le va bien así, perfecto, y si no, que se apañe él solo. No puede ser que siempre que me lo pida esté dispuesta.

Miriam, ¿por qué le castigas así?
No soy sumisa. Quiero hacerlo cuando me apetece. Con dos a la semana, ¡ya está bien! Soy una  mujer independiente, que trae dinero a casa y se ocupa de su hija.

¿Y tú, Pipi?
Tengo un problema: me gusta más el amor con mi mujer, que el amor propio.

11 de 11
Fijación con el sexo

Pipi, ¿lo tuyo es un no parar?
Hemos tenido una actividad sexual fantástica. Muchos decían que éramos dos fantasmas, pero hacíamos el amor de cuatro a cinco veces diarias. Pero últimamente lo hacemos cuatro o cinco veces cada quince días.

Miriam, ¿ya no necesitas practicar tanto sexo?
Pipi es muy fogoso, es como una ninfómana. A él le gusta a todas horas y a mí, por la noche, que es cuando me relajo. El problema es que él a esas horas está fuera. ¡Qué remedio! Me tengo que conformar con la compañía del gato. ¡No nos ponemos de acuerdo!

Miriam, ¿es cierto que quieres mandarle a una clínica de desintoxicación sexual?
Tiene fijación con el sexo, como otros muchos famosos. En mí ve una enorme vagina. ¡Oye, no pongas esa cara! (le dice ella a Pipi). Es broma, pero a veces está demasiado obsesionado y le da más valor de lo que tiene. Los hombres no se dan cuentan de que necesitamos que nos seduzcan, una conversación…

¿Es delicado haciendo el amor?
Es muy bueno en la cama.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io
Más de Actualidad