Sara Carbonero de compras, pero elegante

La periodista marca tendencia hasta cuando va al súper: vestido de marca y taconazos

1 de 8
Arreglá pero informal

El chándal no va con ella. La novia de Casillas prefiere los vestidos de marca y taconazos de infarto, aunque sea para hacer la compra.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
2 de 8
De Rodríguez

Con un modelón de Hoss Intropia (120 euros), Sara ejercía de perfecta Rodríguez hace unos días en Boadilla del Monte, Madrid. Ahí la vimos, rellenando la nevera en el OpenCor. ¡Para qué ir al Lidl si ella no entiende de crisis!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
3 de 8
Su chico, en EE UU

Iker está en Estados Unidos de pretemporada, y ella necesitaba algunos productos de primera necesidad. Para lucir ese cuerpazo, tiene que cuidarse…

Publicidad - Sigue leyendo debajo
4 de 8
Ella, de compras

Mientras Iker está con el Madrid haciendo la pretemporada, Sara ejerce de perfecta Rodríguez.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
5 de 8
De maravilla

La verdad es que el modelón, muy ajustado, le sienta de maravillosa a la periodista deportiva. ¡Está estupenda!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
6 de 8
El vestido cuesta 120 euros

Este modelo de algodón en color azul Klein, que lució Sara hace unos días, es de la firma Hoss Intropia y cuesta 120 euros. Si te gusta, también lo tienen en color rojo intenso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
7 de 8
Casillas le dedica temas de amor

Pese a la distancia, Iker no se olvida de su chica. Desde Estados Unidos, donde está jugando la pretemporada con el Real Madrid, le ha escrito a Sara en su Twitter. ¡Y le ha dedicado dos canciones! Una de Alejandro Sanz y otra de Pablo Alborán... ¡Qué romanticón es el portero blanco!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
8 de 8
Una clara diferencia

Siete meses después de su operación de pecho, Sara está mucho más orgullosa de su delantera. ¡Y puede! Ahora, la presentadora de deportes de Tele 5 ha dejado el cuello vuelto y se atreve con camisetas con escotes muy pronunciados. ¡Y, por supuesto, le ha dicho adiós al Wonderbra! Ya no le hace falta…

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad