Jesús Olmedo: “Cuando te enamoras, estás perdido ”

E s chico Pharmaton por segundo año. Y no nos extraña porque transmite muchísima energía: “Nunca me sobra, mejor estar arriba que abajo.”

image
1 de 12
¿Qué haces cuándo estás agotado?

Sé disfrutar de no hacer nada. Tomar un café con un amigo, tirarme en el sofá…

 

2 de 12
¿Dónde te pierdes?

En cualquier barrio, soy tranquilo. Por la calle se extrañan de que sea tan normal.  

 

3 de 12
El Marco de ‘Hispania’ levanta pasiones…

Sí, soy malo malísimo y estoy disfrutando mucho. Me lo voy a tener que mirar… (risas) Es un cabronazo que se aleja mucho de mí y eso me apasiona. No tiene pudor en matar, torturar…

 

4 de 12
¿Alguna mujer te ha pedido que la azotes?

No te diré que no. Y en Twitter, hay una página gay que resalta cómo me quedaba la faldita de romano.

 

5 de 12
En la serie ‘90-60-90’ estabas siempre en calzoncillos. ¿Te encontrabas cómodo?

Si me quedaba algo de vergüenza, ahí la perdí.

 

6 de 12
¿Se te dan bien las escenas de sexo?

Las hago de manera natural, sin problema, hablo con la compañera y ya está. Tengo más pudor cuando muestro mis sentimientos.    

 

7 de 12
¿Te enamorarías de una mujer mayor?

Sí, cuando te enamoras estás perdido, no controlas. Prefiero vivir y sufrir que pasar de puntillas.

 

8 de 12
¿Te vas a casar?

No lo sé, no hago planes. Nerea es normal, más bella por dentro que por fuera. 

 

 

9 de 12
Desde 2008, sales con la actriz Nerea Garmendia.

Es un ser adorable. Estamos felices, enamorados y no nos llevamos el trabajo a casa. No cambio un aplauso por un beso  de Nerea. Mi vida vale más que mi trabajo.

 

10 de 12
¿Eres celoso?

No. Lo que tenga que ser será.

11 de 12
Se confiesa

Con este cuerpazo lleno de energía, el actor (39) confiesa: “Cuando voy a mi tierra, soy el rey del barrio y mis padres están encantados.” 

12 de 12
“Estamos muy enamorados”

Jesús y Nerea salen desde 2008, pero están como el primer día. “Muy enamorados”, asegura él. En casa se reparten las tareas. “A ella le gusta más ir al súper y a mí ordenar la casa”, dice Jesús que, además, nos descubre uno de sus secretos: “Soy bailarín de tangos, estuve dos años en una compañía argentina. Dicen que tengo muy buena mano.”

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Actualidad