GH 10: Javier Palomares

Tanto empeño en repetirnos que es heterosexual, que ha perdido la cuenta de las chicas que ha tenido y que ahora está enamorado. Pero…

Javier afirma ser ‘hetero’ y tener novia. Dice que se va a casar. Su cuerpo (cintura de avispa, anchas caderas), sus gestos y, sobre todo, su voz son, para algunos, indicios de que es gay. Si éste fuera el caso, ¿no resultaría más sencillo admitirlo?

La duda no sólo está en la calle. Sus propios compañeros de encierro no saben muy bien de qué pie ‘cojea’. “Parece gay pero no lo es”, dice Iván. “Lo raro es que sea hetero”, asegura Loli. El único que no entra en la discusión es Julito.

‘Tonteo’ con Julito
El canario o, como algunas le llaman en la casa, El Pulpo, prefiere apoyar a Palomares. Caricias, mimos, canciones al oído y ¡hasta una especie de nana! que le susurra en las noches cuando se retiran a dormir: “Chocolate sexy, Palomares, el muñeco precioso.”

Lo del chocolate amarga a Gisela: “Cuando duermen juntos, Julito le hace cosquillas y le pellizca los pezones. Y si Palomares ya parece afeminado…” ¿Cree que así desacredita ante la audiencia a un rival fuerte? ¡Vaya con la mansa!

Tuvo otras dos novias
A diferencia de Gisela, Loli sí ha hablado abiertamente con Javi: “Cuando entraste miré tus pechos para ver si eras una chica que se había operado.” Su sinceridad le conmovió y le relató lo duro que ha sido lidiar durante sus 23 años con las dudas sobre su orientación sexual: “En el instituto lo pasé fatal. Me llamaban mariquita.”

Que conste que el “mariquita” ligaba. Porque, rumores a un lado, como buena parte de los hombres, lo de fardar también le va: le ha dicho a El Pulpo que él también ha sabido hacer uso de sus tentáculos. Y por si había lugar a alguna duda, aclara que con chicas. Dice Palomares que era un “cabra loca” y que, antes que su chica, Beatriz, había tenido otras dos novias formales. Y por si alguien en la Casa y fuera de ella quiere tener en cuenta su versión, ¡toma chulería!: “Informales, he perdido la cuenta…”

La cuenta se cierra con Beatriz. Dice que cuando se conocieron saltó la chispa y luego todo fue coser y cantar. Sobre todo, cantar, lo que hacen en un coro. Así define su relación: “Ahora por fin tiene sentido para mí el verbo amar.” ¡Qué más da si es gay! ¡Es un amor!

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Realities