Sergio Carvajal y su novia: pasión desatada en su reencuentro

Supervivientes siempre es una caja de sorpresas, y la última se la llevó el influencer, que llevaba nada menos que 3 meses sin ver a su novia.. así que el amor surgió a raudales cuando volvieron a encontrarse

Sergio Carvajal se reencuentra con su novia, Natalia García, en la final de Supervivientes 2018
Mediaset

A pesar de no haber tenido un concurso fácil, Sergio Carvajal se las ha apañado para estar en la primera final de 'Supervivientes 2018'. El influencer ha sido uno de los concursantes que más ha demostrado sus dotes para la supervivencia, ha ganado pruebas, ha sido líder varias semanas... pero sin duda, lo que más cuesta arriba se le ha hecho, ha sido no tener apenas noticias de su familia, novia o amigos en 3 meses de concurso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Por eso, el reencuentro con su novia a su llegada a España fue uno de los más esperados de toda la edición: Sergio hablaba minutos antes con Jorge Javier Vázquez, sin esperar siquiera poder tener un encuentro hasta que terminara la gala... pero el reality es una caja de sorpresas, y el presentador guió a Sergio hasta su destino, tan sólo separado de él por una puerta blanca...

Mediaset

Nada más abrir, Sergio comenzó a llorar como una Magdalena y salió corriendo en dirección a los brazos de su churri, Natalia García, y ella, al verle, abrazarle y olerle, pudo respirar tranquila: "No me imaginaba este momento ya nunca", le dijo ella entre lágrimas. "Ya estoy aquí. Pareces una princesa", le piropeó él al oído. ¡Qué monos!

Publicidad - Sigue leyendo debajo

A pesar de que Jorge Javier les dejó que se quisieran un rato largo entre los aplausos del público, ellos no tenían ninguna intención de separarse, así que empezaron a besarse apasionadamente... hasta que el presentador tuvo que separarles desde la distancia por el pinganillo. ¡Cualquier sabe cómo habría acabado aquello con un sofá al lado...!

Mediaset

Sergio ha sido uno de los supervivientes que menos contacto ha tenido con el exterior: el concursante se quejó de no haber tenido visitas cuando el resto de sus compañeros sí, y Jorge Javier le tuvo que explicar que la organización había puesto todo su empeño en que Natalia viajara a Honduras, pero el trabajo de Natalia no le había dado permiso para marcharse unos días a la otra punta del mundo.

Mediaset

Tan sólo una llamada telefónica de dos minutos y una carta en los últimos días de concurso fueron las únicas noticias que tuvo desde España: durante una de las pruebas, el programa le ofreció raparse el pelo por poder hablar por teléfono con su novia, y aunque él rechazó la propuesta con mucha fuerza de voluntad (ya que su trabajo como modelo requiere tener una buena cantidad de pelo), finalmente Jorge Javier le ofreció la posibilidad de hablar con ella igual a cambio de quitarse la banda que le recogía el pelo y que tantos problemas le trajo más tarde, cuando estuvo a punto de ser sancionado por rasgar su camiseta para hacerse otra.

Al menos, la tensión de no saber ya se ha acabado y Sergio ya ha podido regresar a casa con los suyos, aunque él lo tiene claro: "Unas veces se gana y otras se pierde, aunque yo no me siento perdedor".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Supervivientes