Kiko Jiménez cree que es odiado por su pasado

Nominado con Joao se ve ya fuera del concurso debido a que piensa que es odiado por la audiencia. Además lanza una gran bomba: "a lo mejor no debería haber entrado".

image
Telecinco

Kiko Jiménez se ve fuera de 'GH VIP 7'. El novio de Sofía es consciente de que tiene un pie fuera del concurso al estar nominado con el maestro Joao quien, según ha confesado a Carlota Corredera, "desprende mejores sensaciones" que él. En su conversación ha destacado que la propia dinámica del concurso le viene un poco mal para ser el que se salve ya que ha demostrado que tiene un carácter más fuerte de lo que se podía esperar de él. "Al fin y al cabo el público vota para echar" y eso le podría perjudicar a él no solo por su carácter sino también por su gran mochila. ¿Y qué lleva en esa mochila que pesa tanto? Sus relaciones.

"El público se va a basar más en lo de fuera que en lo de dentro. Si valoran mi paso en el concurso me dejarían", explicaba Kiko para quien todo se resume en un verano. Este verano concretamente. Y seguro que si apuramos más nos dice hasta la semana en la que todo estalló: el momento en el que dejó su relación con Gloria Camila para comenzar a salir con Sofía: "Me convertí sin yo quererlo, porque no me gusta ser protagonista. Hizo que todo el mundo opinase al respecto y hablase de mi sin prácticamente conocerme, porque solo se me conoce trabajando".

image
Telecinco

Algo que le ha dejado tocado también ha sido el mensaje que recibió el domingo de su madre, cosa que no se esperaba porque pensaba escuchar a otra persona de la que ahora duda si estará fuera esperándole cuando él resulte nominado. "Yo sé que mi madre está. Que pase lo que pase mi madre estará pero Sofía... No sé si estará y me preocupaba eso", ha confesado a Carlota. Además, se ha quedado un poco mosca con el tono del mensaje. "La conozco bien, sé cuál es su tono y el mensaje que emitió es que lo está pasando muy mal fuera".

En lo que respecta a su convivencia en el concurso, que espera que continúe, ha confesado que sus intocables son: Estela (obvio) porque le hace "más fácil la convivencia", Antonio David y Gianmarco "y para de contar". De su amiga, quien ya se ha puesto celosa de su relación con Adara y todo ha dicho que "es una persona con la que puedo hablar mucho de Sofía y ella me habla de su pareja. Hablamos de cosas de fuera y nos evadimos de aquí".

Después de todo eso y antes de irse dejó una bomba en la sala: "A la hora de entrar aquí estaba en un momento en el que a lo mejor no debería haber entrado". ¿Por qué? No lo sabemos. El Súper intervino para decir que se les había acabado el tiempo antes de que pudiera contestar. ¿Qué querría decir con ello?

Publicidad - Sigue leyendo debajo