Las dos caras de Adara en GH VIP ¡desenmascarada!

La modelo no quiere jugar a dos bandas, pero es exactamente lo que está haciendo en la Casa...

Adara llora en GH VIP 7
Mediaset

Dicen que el que juega con fuego, se quema, y no podemos estar más de acuerdo, en especial cuando se juega con los sentimientos de una pareja. Algo así es lo que le está ocurriendo a Adara Molinero en 'GH VIP': la modelo está trabando una amistad sin precedentes en el reality con el italiano Gianmarco Onestini... y todo mientras toda España, y en especial su chico -Hugo Sierra- lo están viendo a través de la televisión. Ella se ha hartado de decir que lo suyo es una amistad, pero aquí viene lo bueno, porque ya la hemos descubierto jugando a lo que parecen ser dos bandas...

Adara y Gianmarco tontean en GH VIP 7
Mediaset

Las conversaciones con Gianmarco son cada vez más profundas, y aunque ninguno de los dos ha dado un paso más allá en esa amistad, lo cierto es que sus miradas no pueden ser más apasionadas: el italiano ya le ha confesado que Adara es lo más importante para él en el concurso, y ella le ha correspondido... ¡acariciándole el brazo bajo la sábana cuando pensaba que nadie lo iba a ver!

Adara y Gianmarco tontean en GH VIP 7
Mediaset

Sin embargo, la cosa ha sido muy diferente fuera de la cama: ella se empeña en decir que lo único que le despierta Gianmarco es 'ternura', y se ha llevado las manos a la cabeza tras el frío mensaje que su chico le envió a la Casa para animarla: "Le vi frío, sin sentimientos", recordaba entre lágrimas en el Confesionario. "La he liado, Súper, la he liado...", añadía sin consuelo pensando que su apasionada amistad podía estar siendo malinterpretada en el exterior...

Adara y Gianmarco tontean en GH VIP 7
Mediaset

La reacción de Hugo

El novio de Adara, y padre de su hijo, por su parte, ha decidido abandonar la defensa de la modelo en el plató, y ahora es Elena, su madre, la que se está encargando. Esto Adara, como es lógico, no lo sabe, y es que si lo supiera le sentaría como un tiro en el corazón. De hecho, tal es el miedo que tiene que ya ni siquiera quiere ver a su chico: "Quiero que venga mi padre. Si veo a Hugo, me voy a desestabilizar aún más", confesaba...

Publicidad - Sigue leyendo debajo