Alba escandaliza a Noemí y Adara al hablar de sexo

Las tres concursantes han hablado de cómo son en la cama y la colaboradora de 'Ya es Mediodía' no ha dudado en aconsejar a sus compañeras desde su experiencia.

Adara, Noemi y Alba hablan en GH VIP 7
Telecinco

Adara, Noemí y Alba Carrillo están cada vez más unidas dentro de la casa de 'Gran Hermano' y esto hace que cada vez las conversaciones aborden temas más íntimos y más jugosos. Ya pasando la etapa de hablar de los ex, la colaboradora de 'Ya es Mediodía' ha querido dar un tono picante a la conversación abordando cómo son sus compañeras en la cama con sus chicos, algo que le ha dejado totalmente sorprendida mientras Noemí y Adara se ruborizaban. "Yo es que soy de luz apagada", susurraba Adara dando el pistoletazo de salida a la conversación.

La confesión dejó helada a Alba Carrillo que aseguró que cómo podía ser eso de apagar la luz siempre con todos sus novios. Adara, ruborizada, aseguraba que le daba vergüenza que la vieran por lo que optaba siempre por apagar la luz. "Esto no puede ser, ¿nunca se la has visto? ¿A ninguno?", preguntaba la novia de Santi Burgoa alucinando. "Sí. Antes o después", respondía una Adara que se escondía en la almohada ya que no debe estar muy acostumbrada a hacer estas confesiones y mucho menos en la televisión. Pero poco a poco, la joven se iba desmelenando con su compañera y se interesaba más en los consejos que la ex de Feliciano le iba dando.

Adara, Alba y Noemí hablan en GH VIP 7
Telecinco

Aunque al principio Adara no quería saber mucho de la conversación, terminó confesando que nunca había acudido a un 'sex shop' para comprar "cosas malas" y que aunque es muy pasional la da vergüenza probar cosas nuevas. Tanto que confesaba que solo juega con dos posturas sexuales con su marido. "Yo no puedo ni hablar mientras", añadía Noemí. "Así que vosotros, ¿besitos en la boca, pim pam pún y hasta luego?", preguntaba Alba Carrillo a lo que la mujer de Hugo afirmaba con la cabeza con gesto de resignación. "No me dais ninguna envidia", aseguraba la periodista. ¿Cómo será ella en la cama con Santi Burgoa?

"Pero que yo soy muy feliz", reclamaba Noemí en la conversación asegurando que, a pesar de estar en la misma situación que Adara, no le hacía falta más. Sin embargo, su compañera empezaba a sentirse mal por tener esta "aburrida" vida sexual preguntándose si sería motivo de separación, como si la situación con Gianmarco no hubiera dañado ya la relación. "¿Eso puede llevar a que él no quiera hacerlo? Pero en dos años no, ¿no?", preguntaba preocupada a lo que Alba intentó tranquilizarla asegurando que aún es pronto y estaba a tiempo de darle un giro más pasional a su vida sobre todo después de haber sido madre, algo que según Alba puede bajar la líbido a algunos hombres. "Con los maromos que tenéis en casa: el Antón que es un armario ropero, el Hugo que vamos... Pues hija, de verdad. Eso no aprovecharlo es una vergüenza", añadía.

Publicidad - Sigue leyendo debajo