Hemos actualizado nuestro Aviso de Privacidad. Puedes consultar el nuevo texto aquí.

Belén Esteban: “Me he casado con el hombre de mi vida”

…Y se notaba. Tras ocho años de relación intermitente, Belén se desposó con Fran el 27 de junio en el Palacio del Negralejo

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Ha esperado este momento toda su vida. Y por fin ha llegado. Belén Esteban le dio el ‘sí, quiero’ a su novio Fran el pasado 27 de junio en el Palacio de Negralejo, Madrid. Tantas ganas tenía de llegar a la ceremonia que lo hizo diez minutos antes, por lo que tuvo que dar unas vueltas en su coche. Esperamos que tuviese aire acondicionado…

Fran, de los nervios

Fran la esperaba en la capilla del Palacio, nervioso, muy nervioso. Y nada más verla, dijo: “Qué guapa.”
Belén eligió un vestido palabra de honor. Cubría sus hombros con una torera de encaje y salió de casa con un velo: “Lo llevo por mi padre.” El ramo era de orquídeas y lo conservó para depositarlo un día después en la tumba de Miriam, una de las víctimas del 11-M. Belén había usado en su boda las arras que habían pertenecido a esta joven, a cuya madre conoció en un programa de televisión.
Más de 400 invitados fueron testigos del enlace, pero en la capilla sólo entraron 80 personas. ¿Anécdotas? Belén juró felicidad a su chico en vez de fidelidad y, en lugar de decir “sí, venimos libremente”, soltó “sí, consentimos”. El momento más emotivo lo vivieron al escuchar la Salve cantada por un coro rociero, también en honor a su difunto padre, Francisco.

“Me quedo con lo bueno”

Belén y Fran, ya convertidos en marido y mujer, celebraron su unión con sus amigos, a quienes obsequió con un abanico para ellas y un puro para ellos. Después lo festejaron con nosotros. “Es el momento más importante de mi vida. En los últimos tres meses he vivido momentos malos y buenos, pero me quedo con lo bueno. Me he casado con el hombre de mi vida”, dijo Belén.
Y como prometió, sin exclusivas, la colaboradora de Ana Rosa y el camarero posaron antes del convite, que consistió en salmorejo ibérico con huevo duro, rape a la americana con langostinos, sorbete de mandarina al cava, tournedau a la antigua usanza, tarta de chocolate blanco y café con trufas. Todo ello regado con agua mineral Evian de Christian Lacroix, vino blanco Marqués de Riscal, vino tinto Viña Alberdi y cava Raimat Gran Brut.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Les costó 84.000 euros

Antes de abrir el baile, Belén ocupó el centro de la pista, se abrió el techo del local y mirando a las estrellas gritó: “¡Arriba la Esteban!” Después Fran, Andrea y ella se marcaron un baile al ritmo de Love is in the Air. Todo esto les costó 84.000 euros, la mitad la pagó la familia del novio, y la otra, Belén.

qmd@hachette.es

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Especiales