Trucos prácticos para conseguir un maquillaje perfecto

Porque sólo con las mejores herramientas conseguiremos el mejor look de maquillaje.

image
Básicos beauty

¡Master class!

Brocha, pincel, esponja... ¿Qué herramienta elijo para un acabado perfecto? Te damos las claves para convertirte en una ‘PRO’ y conseguir un look impecable. Un consejo: Antes de comprarte las brochas, pruébalas en la parte interna de tu muñeca. Si las cerdas te resultan ásperas, prueba otra hasta conseguir la deseada. 

Pestañas perfectas 

Un buen truco para que tus pestañas queden perfectas consiste en doblar el aplicador del rímel. Es una manera de 'construirte' tu propia herramienta de trabajo. Básicamente se trata de que el cepillo y la barra conformen casi un ángulo de 90 grados. Te darás cuenta de qué sencillo es aplicar así el rímel y, sobre todo, que te resultará más fácil acceder a todas las pestañas, especialmente a la siempre complicada zona junto al lagrimal.

1 de 7
¿Para qué sirve cada brocha?

Manual de uso

Es la hora de sacar del estuche el set de brochas y pinceles que tienes en casa. Te desvelamos el objetivo de cada herramienta, ¿preparada?
1. Peine doble: Permite peinar las pestañas y domar las cejas rebeldes.

2. Brocha Kabuki: Ideal para sellar el maquillaje en polvo, coloretes o bronceadores.

3. Brocha Blusher: Idónea para fundir el blush sobre el rostro.

4. Pincel difuminador: Para aplicar la sombra de ojos en el pliegue del párpado o en la línea de las pestañas.

5. Pincel de labios: Para aplicar el labial una vez perfilado el contorno del labio.
6. Brocha para polvos: De tamaño extra grande para polvos sueltos o compactos.

7. Pincel retráctil de labios: Permite crear una fina capa de color sobre el labio para que quede más fijo.

8. Brocha biselada: Para aplicar el colorete y polvos iluminadores.

9. Brocha mofeta: Para aplicar maquillaje líquido, colorete y bronceador.

10. Brocha punta plana: Para aplicar cualquier tipo de maquillaje, en polvo o crema.

11. Brocha para barridos: Para quitar el exceso de polvo.

12.Brocha retráctil: Ideal para llevar en el bolso y sirve para colorete o polvos de sol.

13.Pincel para eyeliner: Para delinear el párpado inferior o zonas de difícil acceso. 

2 de 7
Aprende a usar el calor a tu favor

Trazo perfecto y duradero

Conseguirás un trazo más definido, intenso y duradero si calientas la punta de tu delineador con un mechero unos segundos. Al aplicártelo, asegúrate de no ejercer mucha presión puesto que, con el calor, la punta estará más blanda. ¡Importante! Déjalo enfriar antes de aplicártelo para no quemarte. 

Mirada XXL 

Usar el rizador de pestañas antes de aplicar la máscara es un hábito que deberías adquirir porque el resultado es simplemente impresionante: tu mirada aumenta de golpe a la talla XXL. Si te resulta complicado rizarlas, un buen truco es calentar el rizador usando el aire caliente de tu secador de pelo. Bastará un poco de presión y apenas que cuentes hasta cinco para que tus pestañas queden perfectamente curvadas.

3 de 7
Material siempre limpio

¡Ojo con las bacterias!

No limpiar las brochas puede dar lugar a un brote de acné o hasta una infección. Límpialas mojando en agua templada y con un jabón de ph neutro (una pastilla de coco es ideal porque hace poca espuma). Limpiarás mejor si trazas círculos sobre una toalla y vas aclarando. Si están muy sucias, usa antes un poco de aceite de oliva (un desmaquillante natural). Lo más importante es dejar secar boca abajo para que no se pudran.

Sacapuntas en perfecto estado

Quita los pedazos de madera que tenga. Moja un bastoncillo en alcohol para desinfectar la herramienta. Procura no usar pañuelos o servilletas puesto que podrías cortarte o quedarían restos. Sécalo al aire para que la cuchilla no se oxide y 'et voilá', listo para sacar punta a tu delineador. 

4 de 7
Elige las pinzas que mejor se adapten a tus necesidades

Cejas definidas

Las cejas son las encargadas de darle la forma a tu mirada, por eso es importante conocer para qué sirve cada pinza y cómo darles forma según tu tipo de cara. 1.Recta: Para una sujeción fácil y firme del pelo. 2. Redonda: Para una depilación más rápida. 3. Oblicua: Depilación tradicional y pelos rebeldes. 4. Cangrejo: Lograrás una óptima visión del pelo para retirarlo. 5. Súper fina: Es para esos pelillos rebeldes o enquistados. 

Si tu rostro es redondo, las cejas angulosas marcadas compensarán la redondez del corte de cara. Si es cuadrada, unas cejas con ángulo menos marcado suavizará el volumen. En el caso de que sea alargado, las cejas casi planas con una pequeña caída en el extremo externo compensarán la verticalidad. Si tiene forma de corazón, le van mejor cejas angulosas, pero menos marcadas que en el primer caso, el del rostro redondeado. 

5 de 7
Esponjas 'BrushArt'

Acabado natural

Las esponjas son ideales para aplicar base líquida, corrector o colorete en crema para lograr una base cubriente y uniforme. Ya sea en forma de huevo o biselada (permite más precisión en zonas como el lagrimal o las aletas de la nariz), para que la esponja no absorba todo el maquillaje, deposita una pequeña cantidad sobre el dorso de la mano y ve cogiendo poco a poco. 

6 de 7
Las brochas imprescindibles son...

La brocha de colorete: tiene un corte biselado perfecto para aplicar blush. Esta brocha te ayudará a definir tus pómulos y a difuminar cualquier color que apliques en la zona, sobre todo si te hiciste contouring.

La brocha para aplicar base: este tipo de brocha es fundamental para aplicar la base de maquillaje líquida. Deja un acabado muy natural en la piel ya que ayuda a difuminar el produncto.

La brocha para aplicar polvos: es una brocha grande y sueve ideal para aplicar polvos. Con ellos crearás un acabado uniforme fijando el maquillaje. También podrás difuminar los distintos tonos de maquillaje en polvo que apliques en tu rostro.

 

7 de 7
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Especiales